“¿Por qué ocultar ciertas verdades, hoy que son del dominio de la historia y pueden ser una enseñanza para el presente y el porvenir?” Errico Malatesta (1853 – 1932). Teórico del anarquismo moderno de origen italiano.

Hoy se cumple una semana de que el gobierno de Michoacán dio un paso importante, pero insuficiente en materia de la transparencia que debe imperar en las negociaciones que mantienen, respetan e intentan cumplir con el magisterio michoacano y en especial con la Coordinadora Nacional de la Trabajadores de la Educación (Cnte).

En voz del secretario de Gobierno, Adrián López Solís, se informó que le han pagado al magisterio más de 2 mil 503 millones de pesos, adicionales al sueldo, de los cuales mil 717 millones son por el concepto de bonos. Reconoció que todavía se les adeudan 478 millones de pesos correspondientes al 2017 y transparentaron los nombres que reciben dichos bonos.

Los que ya se pagaron correspondientes al año anterior:

  • Bono Navideño.
  • Bono de Ajuste.
  • Ajuste al Calendario.
  • Compensación al Desempeño.
  • Bono de Apoyo a la Economía Familiar.
  • Apoyo a la integración Educativa.
  • Estímulo a la Superación Educativa.

Y los que faltan de pagar:

  • Compensación Nacional Única.
  • Bono por Inicio Escolar.
  • Bono de Recuperación Salarial.
  • Estímulo por Actividad Educativa.
  • Bono Estatal de Productividad y Actividades Culturales.

Adrián López reiteró la invitación al Magisterio Democrático a que deje de afectar el desarrollo de Michoacán y del país con sus constantes bloqueos a las vías de ferrocarril, y claro, que dejen de perjudicar a los niños, adolescentes y jóvenes que cotidianamente se quedan sin clases y los invitó a mantener el diálogo para encontrar soluciones.

Previo al posicionamiento gubernamental, ya el Magisterio Democrático había entregado una contrapropuesta con 29 exigencias, mismas que ni La CNTE, ni el Gobierno de Michoacán, han transparentado hasta el momento.

De tal manera que el círculo vicioso continúa. Ambas partes optan por verdades a medias, increíblemente deciden mantener los documentos y las negociaciones bajo llave, mientras las constantes movilizaciones y bloqueos de los profesores democráticos generan afectaciones en muchos sentidos.

Así que ante semejante escenario, prevalecen algunas preguntas cuya respuesta solamente tienen algunos privilegiados del Magisterio Democrático y del Ejecutivo en turno.

  • ¿Por qué ninguna de las partes ha transparentado la minuta o minutas que obligan al pago de todos los bonos señalados? ¿Qué esconden? ¿Quiénes las firmaron? ¿En qué año y cuál es su vigencia? ¿Por qué se sigue pagando si el propio gobernador Silvano Aureoles ha destacado que no han vuelto a firmar ninguna?
  • ¿Por qué se siguen respetando una o varias minutas con un grupo magisterial que no tiene reconocimiento legal como sindicato?
  • ¿Los bonos señalados son oficiales, es decir, están reconocidos por la Federación y el SNTE y lo que se adeuda corresponde a las plazas estatales que debe cubrir el Gobierno de Michoacán? ¿En todo caso, cuántos bonos son oficiales y cuántos una conquista o prebenda del Magisterio Democrático?
  • ¿Por qué no se ha hecho por lo menos el intento por la vía legal de desconocer la minuta o minutas, que como lo refiere el Poder Ejecutivo, le causa semejante daño a las finanzas estatales?

Ante la problemática que enfrenta financiera y educativamente Michoacán, se antoja que un punto de partida importante es que se transparente toda la información y se encuentren soluciones definitivas, ya no basta con las verdades a medias, menos con las negociaciones en lo oscurito.

La opacidad que prevalece obliga a concluir que ambas partes obtienen algunas ventajas, de lo contrario, las respuestas a las preguntas anteriores ya las conoceríamos buena parte de los michoacanos.

En fin, ojalá que tras el primer paso que ha dado la administración de Silvano Aureoles Conejo al transparentar algunos datos de los compromisos heredados con la CNTE, tenga la intención de ir a fondo y acabar con las sospechas que prevalecen y de una vez por todas recuperar la rectoría de la educación.

Mientras tanto, los mil 717 millones de pesos que se han pagado en bonos, equivalen a 2 veces el presupuesto de la Secretaría de Obras Públicas para el 2018, a 9 veces lo destinado a la Junta de Caminos, 11 veces lo presupuestado para la Secretaría de Desarrollo Económico y 13 veces el de la Secretaría de Turismo, como lo desglosó el responsable de la política interna, Adrián López.

Con la esperanza de que haya una próxima vez… me despido, gracias.

cmongem@hotmail.com