Taxistas de Múgica se sumaron a la manifestación

Apatzingán, Michoacán (MiMorelia.com/RED 113).- Por segundo día consecutivo, este martes continuaron las protestas en contra de los gasolinazos por parte de presuntos transportistas que además de volver a tomar la alcaldía, bloquearon el Comité Municipal de Agua Potable (Capama), y obligaron el cierre de negocios.

La radicalización de las acciones afectó establecimientos comerciales que a juicio de los manifestantes representaban intereses extranjeros, como Coppel, Oxxo, Bodega Aurrera, Waldo’s y Elektra, pero también dañó algunos negocios locales que habrían sido obligados a cerrar bajo la amenaza de ser incendiados si no obedecían.

En ese tenor, prácticamente todos los comercios de la avenida Constitución en sentido norte-sur, y viceversa, bajaron sus cortinas por temor a que se cumplieran las supuestas amenazas lanzadas por los participantes en las protestas, al grado de que esta tarde-noche el centro de la ciudad, calles y avenidas lucen desolados, pues la gente optó por resguardarse en sus casas previendo dificultades.

A la toma de la alcaldía y el Capama, así como el cierre de negocios, se sumó el bloqueo que agrupaciones de taxis de Múgica llevaron a cabo por la mañana en el Crucero de Cuatro Caminos, y que afectó por unas horas la circulación vehicular.

Por lo que toca a las gasolineras, hubo servicio a los automovilistas de manera intermitente ya que, debido a supuestas presiones derivadas de las protestas contra el gasolinazo, algunas estaciones se vieron obligadas a suspender por momentos la atención al cliente, aunque la mayoría abasteció de combustible a los conductores que colmaron los lugares ante el temor de que haya escasez.

Y a fin de tranquilizar a la población que se ha inquietado ante dichos acontecimientos, personal adscrito a la 43 Zona Militar y elementos de la Policía Michoacán patrullan la ciudad a bordo de sus unidades, atentos a contener los brotes de violencia que pudieran surgir en Apatzingán.