Christian

En este 2017 ha habido muy pocas cosas tan de moda como el Bitcoin. Cada vez más las personas se interesan en mayor medida por esta criptomoneda y no es difícil de entender. El Bitcoin valía 968.23 dólares el 31 de Dic del 2016 y el 30 de Nov del 2017 cerró en 9,811.42 dólares lo que equivale a una ganancia del 913.33% en 11 meses!!! Visto así cualquiera diría ¿porqué demonios no tengo mi dinero en Bitcoins? Pues antes de que te emociones te voy a dar algo de contexto.

No voy a entrar al rollo informático de la minería de datos, las blockchains, los nodos y la criptografía porque la neta es un tema tan fumado que no lo entiendo totalmente. Hay que ser de plano muy compunerd para agarrarle bien la onda. Este sería el primer problema, invertir en algo que no entiendes es sumamente riesgoso porque no tienes manera de anticipar un comportamiento ni positivo ni negativo. Es como entrar a un bar en Tailandia con los ojos cerrados a pedir un beso, sabes que el beso lo consigues pero no sabes si te lo dará Manuela o Manuel… a ver juégatela.

Para explicarte a muy grandes rasgos qué es el Bitcoin te comento que es una moneda virtual que no está respaldada por ningún gobierno ni banco central. Se compone de algoritmos informáticos que la propia gente (compunerds de todo el mundo) genera. Como cualquier cosa que se comercie, su precio se mueve en base a la oferta y la demanda por lo que el rendimiento tan exorbitante que ha tenido en este año se debe a la altísima demanda que tiene esta llamada “criptomoneda”.

Otro de los problemas es que, debido a que se trata de matemáticas informáticas, los algoritmos son finitos, es decir, sólo puede haber un número máximo de Bitcoins circulando y que son 21 millones; no puede haber más… nunca. Actualmente existen ya 16.7 millones de bitcoins generados por lo que el tiempo se agota.

Un detalle más es que la operación de los Bitcoins no es tan ágil como las acciones. Para compra un Bitcoin es necesario que haya disponibles ya que, como te comenté hace un rato, son limitados. Para vender pasa lo mismo, al poner tu postura tiene que pasar por una serie de validaciones para poder salir a buscar un comprador.

Algunas de las demás desventajas que tiene esta moneda virtual son, por ejemplo, que para operarlos necesitas de un bróker o intermediario y existen muchos fraudulentos allá afuera. Si logras trabajar con un bróker serio, te podrías enfrentar a la dificultad de convertir tus bitcoins en dinero real ya que, como no son reconocidos por ninguna autoridad, es muy difícil (aunque no imposible), encontrar un banco que sea enlance entre tu cuenta de Bitcoins y tu cuenta tradicional. ¿Entonces de qué te serviría tener ganancias si no las puedes retirar?

Pero no todo son desventajas ya que el Bitcoin tiene también ventajas como el hecho de no poder ser devaluado por decreto gubernamental y no está expuesto a manipulación del mercado o regulaciones burocráticas.

Ahora, ¿qué se puede esperar después un crecimiento del 1,000% en un año? Pues los conocedores indican que estamos ante una burbuja ya que estarás de acuerdo que un crecimiento tan grande en tan poco tiempo no es normal y créeme que tampoco sostenible por mucho más. Un par de premios nobel de economía acaban de declarar que hay que tener mucho cuidado con el Bitcoin ya que se convirtió en una moda tan eufórica que el evento de que se reviente la burbuja es inminente, cuando mucho, en el mediano plazo.

Si me hicieras la pregunta específica respecto de si debes invertir en Bitcoins te contestaría ¡Claro, juega un poco! Es algo relativamente nuevo, es muy emocionante y te permitirá conocer de primera mano el impacto de la especulación mundial. Si me preguntaras si te conviene meter ahí tus ahorros te diría ¡No seas menso! Usa Bitcoins solo con aquél dinero que estés dispuesto a perder totalmente. Recuerda que es un mundo inexistente, especulativo y desconocido. Corres muchos riesgos tanto por la fluctuación de su valor (ha perdido el 40% en un solo día) como por los intermediarios. Además, ha sido tanta la moda que ya se choteó porque ahora existen ya 662 criptomonedas diferentes. Algunas casi no se operan y otras como Dash, Neo, Etherium, Monero, Litecoin, Ripple, Solarcoin o Waves tienen mucho mercado.

Así que ya sabes, juégale pero sólo con aquello que puedas darte el lujo de perder. No necesitas grandes cantidades ya que un Bitcoin se puede dividir hasta con 8 decimales por lo que puedes comprar una fracción de criptomoneda. Igual pierdes mucho o todo o por precio o por el bróker o por algún hackeo (que ya ha pasado) pero la experiencia y la emoción de ver como tu saldo virtual desaparece o se multiplica nadie te la quita.

Como decían las abuelas, vete con tiento, no te vas a hacer millonario ahí pero si lo ves como un juego adelante, lo peor que puede pasar es que un día te levantes y no tengas nada o te levantes y tengas mucho pero no lo puedas retirar

Si tienes alguna duda específica que quieras resolver o tema que quieras que platique en este espacio pregúntame en mi correo inteligenciaenfinanzas@gmail.com, a mi twitter @RockBrokers o en www.facebook.com/rockbrokers/

Próximamente te diré las fechas para que conozcas las verdaderas finanzas personales.