Vuelven a operar los semáforos de salida Mil Cumbres, pero la zona continua con mucho tráfico por las obras de construcción del distribuidor

 

Lenta circulación en Av. Madero desde carpinteros de Paracho hacia gasolinera Poza Rica. Flujo contrario con aceptable circulación vehicular

 

Abundante carga vehicular desde casa de Gobierno hacia salida a Pátzcuaro. El carril contrario está más aceptable.

 

Precaución al circular entre ciudad industrial y distribuidor de salida a Charo por presencia de equinos que deambulan en la zona y se atraviesan entre los carriles.

A la baja, solicitud de oxígeno gratuito en el Ayuntamiento de Morelia

mimorelia-tanque-oxigeno
Hay 90 solicitudes en espera de préstamo de tanques de oxígeno (Foto Ilustrativa: cdmx.gob.mx)
Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- En esta semana la solicitud de recargas de tanques de oxígeno medicinal de manera gratuita por parte del Ayuntamiento de Morelia ha ido a la baja y casi prácticamente han sido nulas las solicitudes, indicó la titular de la Secretaría de Bienestar y Política Social, Selma Paola Sánchez Pérez. La funcionaria municipal atribuyó dicha situación a que la emergencia sanitaria por Covid-19 ha ido bajando gradualmente. Lo que llevo que al día lo máximo que reciben son 10 solicitudes, y hasta el momento van cerca de mil 900 recargas entregadas de las cuatro mil con las que se contaban.

En este sentido, dijo que el préstamo de tanques de oxígeno es un programa que hasta ahorita tiene 90 solicitudes en espera de ser atendidas, ya que ha sido lo más requerido por la población.

Sin embargo, sólo se cuentan con 55 tanques para préstamo de los cuales, recientemente y mediante donativos de empresarios lograron adquirir cinco, pero se ha dificultado conseguir los otros 50 como se planteó al inicio del programa. En días pasados la titular de las políticas del Bienestar dijo que contaban con un recurso de 300 mil pesos para adquirirlos, sin embargo, el costó se incrementó hasta casi tres veces más, por lo que están en búsqueda de nuevo recurso económico. Por: Marco Santoyo/E