airbnb
La policía reportó que vieron gente vomitar y romper ventanas (Foto: hubwav.com)

Por: Alina Espinoza

Estados Unidos (Rasainforma.com).- Airbnb vetó de por vida a un hombre que realizó una fiesta de Año Nuevo sin el consentimiento del dueño en un suburbio de Cleveland, en donde rentó la habitación y llegaron 250 personas.

La policía reportó que vieron gente vomitar y romper ventanas, por lo que procedieron a investigar la situación.

El hombre había publicado la fiesta por Internet y cobró cinco dólares la entrada. El alquiler que él pagó por la habitación fue de 40 dólares por noche.

El dueño de la casa se encerró en su dormitorio y llamó a la policía cuando la fiesta se salió de control, y le había comentado al cliente que no podía organizar fiestas en su propiedad.

Ante esta situación, el cliente deberá responder varios cargos, como los daños del inmueble, y provocar un alboroto.