Quintana Martínez aseguró que desde el Legislativo alentarán a que se les dé continuidad a este tipo de encuentros

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Al reconocer la urgente necesidad de que los profesores michoacanos se sumen al esfuerzo de las autoridades estatales para abatir el rezago que en materia de educación afecta a los michoacanos, el coordinador de la bancada panista, Carlos Quintana Martínez reiteró su respaldo al Gobierno Estatal y Federal para implementar la Reforma Educativa en Michoacán.

Con estas disposiciones, los alumnos contarán con profesores mejor capacitados, además de establecer lineamientos para que los maestros evalúen su capacidad, reconozcan áreas de oportunidad y corregir las fallas del sistema educativo”, explicó.

Sobre ello, el diputado panista señaló que es necesario disipar las especulaciones y evitar la desinformación de rodea a la Evaluación Educativa, toda vez que se trata de una plataforma justa para que los profesores accedan a reconocimientos, ascensos laborales y a aumentos salariales de hasta 35 por ciento, de acuerdo a su preparación y desempeño.

De igual forma, el líder de la fracción panista consideró necesario aclarar que para aquellos maestros que reprueben este examen, sus derechos laborales están garantizados, ya que lo que sucederá es que se integrarán a programas de regularización y tutorías, fortaleciendo la formación de los niños y jóvenes michoacanos.

De lo contrario, enfatizó Quintana Martínez, la falta de calidad en la educación evita el desarrollo económico y social de la entidad, por lo que apeló a la vocación de los profesores michoacanos para que de manera conjunta se tomen las mejores decisiones, siempre en pro de la educación y de un mejor futuro de los alumnos que están a su cargo.

Y es que de acuerdo a cifras de la Asociación Mexicanos Primero, en Michoacán de cada 100 niños que entran a primero de primaria sólo 45 llegan a bachillerato y siete de cada 10 maestros no presentaron los concursos de ingreso y promoción al servicio profesional docente.

Finalmente, consideró que los tiempos apremian y que el desarrollo social de Michoacán no puede seguirse deteniendo por el interés de unos cuántos, sino debe prevalecer el Estado de Derecho y debe garantizarse a los michoacanos condiciones más dignas y de mejor calidad en la educación.