Arzobispo Misericordia
Pedir perdón y que la Misericordia cambie la vida de quienes siembran sufrimiento y víctimas humanas: Arzobispo Morelia (Foto: Guadalupe Martínez)

Morelia, Michoacán (Morelia.com).- El arzobispo de Morelia, Carlos Garfias Merlos invitó a los michoacanos a que en esta Navidad 2019 se contemple a Jesús, nacido en Belén y de la Virgen María, pese a la violencia, así como la confrontación agresiva que ha afectado a la población. Invitó a quienes siembran sufrimiento y muerte, despierten, pero a su vez, pidan perdón.

En el mensaje con motivo de la celebración de Navidad que brindó este domingo a los medios de comunicación en el Centro de Readaptación Social «David Franco Rodríguez«, más conocido como Mil Cumbres, el sacerdote hizo un llamado a todos aquellos que olvidan que son hermanos, que siembran sufrimiento y muerte o llevan cargando sobre su conciencia tantas víctimas humanas.

«Despierten y conviértanse al Señor, vuelvan su rostro hacia él y pidan perdón y dejen que la Misericordia de Dios Niño les cambie la vida y nazcan a una vida nueva», pidió.

Durante su intervención, el arzobispo de Morelia pidió a Jesús Niño en Navidad que ante esta realidad de violencia y confrontación cerrada y «agresiva», exista apertura, colaboración para el diálogo veraz, así como constructivo. También dijo, en honestidad, integridad de vida, igualdad y justicia que mira el bien común para la construcción de la Paz.

La paradoja de la Navidad, es descubrir la verdad que «nos hace libre y el amor que transforma la existencia», externó monseñor. «En la noche de Belén, el Redentor se hace uno de nosotros para ser compañero nuestro en los caminos engañosos de la historia. Tomemos la mano que él (Jesús) nos tiende, pues es una mano que no nos quiere quitar nada, sino sólo dar y darnos todo», abundó.

Asimismo, Garfias Merlos, llamó en este tiempo de Navidad, al Cardenal Alberto Suárez Inda, a los obispos eméritos, a los obispos auxiliares, los presbíteros, a los religiosos, los fieles laicos, a las autoridades y la sociedad en general a que juntos se refuerce el compromiso pastoral para continuar a ser hombres de «buena voluntad».

«Sigamos anunciando alegres el Evangelio para la esperanza, el amor, la verdad, la justicia y la paz en nuestro mundo de hoy», resaltó.

El arzobispo de Morelia, pidió a los michoacanos entrar con los pastores en la cueva de Belén bajo la mirada amorosa de María, testigo silencioso del prodigioso nacimiento, y que ella, dijo, ayude a los ciudadanos a vivir una feliz Navidad. «Que ella no enseñe a guardar en el corazón el misterio de Dios, que se ha hecho hombre por nosotros, y que ella, nos guíe para dar al mundo testimonio de su verdad, amor y paz».

Por: Guadalupe Martínez/AV