Sostuvo que el referente más cercano es la Ley de Marchas de la Ciudad de México

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com/ Carlos Albarrán).- De acuerdo con el diputado del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Mario Armando Mendoza Guzmán, todavía se encuentra en análisis la propuesta para una Ley de Marchas para el estado de Michoacán, cuyo principal reto es darle operatividad sin violentar el derecho al libre tránsito y corra el riesgo de convertirse en «letra muerta«.

Entrevistado luego de una reunión de trabajo de la Comisión de Gobernación, el legislador priísta insistió en que esta ley deberá vigilar que se respete la libertad de libre tránsito que mandata la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y de igual forma el derecho a la libre manifestación o sin que se afecten tampoco lis derechos humanos de los manifestantes.

Sostuvo que el referente más cercano es la Ley de Marchas de la Ciudad de México, mientras que el proyecto para la entidad considerará reglamentar los horarios y puntos de partida e incluso se tendrá que otorgar un permiso de la autoridad.

Destaca que incluso se tendrán sanciones si durante la manifestación se bloquean instalaciones de Seguridad Pública u Hospitales o cualquier dependencia del Sector Salud, ya sea pública o privada.

Asimismo, este proyecto de ley pretende que las marchas estén acompañadas de un contingente policiaco para evitar que se presenten actos de vandalismo o de saqueo: «entonces el gran reto es que esta ley sea operativa, porque en el caso de Morelia se tiene a disposición de la autoridad a 200 elementos de la Secretaría de Seguridad Pública, pero existen municipios con diez o quince policías y entonces no tendría ningún caso decretarla«.