avispón asesino, Estados Unidos, Asia, avispa gigante, vespa
Por ahora, los científicos estadounidenses y canadienses han comenzado a exterminar las vespas (Foto: national geographic)

Estados Unidos (Rasainforma.com).- La llegada de las vespas mandarinas, mejor conocidas como avispones asesinos, a Estados Unidos ha provocado una gran preocupación entre la comunidad científica, apicultores, agricultores y entomólogos.

El avispón asesino procedente del este de Asia, no solamente es mortal para los humanos, sino que es capaz de matar abejas en horas, o incluso luchar contra presas más grandes que ellas.

Lo anterior se puede ver en un video los desesperados intentos de un ratón de liberarse del avispón gigante.

El roedor trata de luchar por su vida y de escapar de la vespa, quien luego de clavarle el aguijón intenta inmovilizarlo con sus largas patas.

Ante sus intentos de liberarse de la vespa, el roedor cae exhausto en el asfalto, y al finalizar el video, el insecto vuela y abandona la escena.

Esta avispa gigante llega a matar cada año cerca de 50 personas en el este de Asia, y los científicos estadounidenses han insistido que esta especie es una gran amenaza para las abejas.

avispa gigante, estados unidos
Se trata de la avispa más grande el mundo (Foto: pixabay)

Pese que este animal nunca antes se había detectado su presencia en América del Norte, desde diciembre de 2019 se han registrado avistamientos en la costa oeste, en Washington y en White Rock, Canadá, y ahora parece que la especie podría extenderse en el país.

De acuerdo al diario de The New York Times, un apicultor canadiense, Conrad Berube explicó que un enjambre de avispones asesinos lo atacaron en Vancouver Island.

Berube estaba preocupado por el peligro que las vespas suponían para sus abejas y decidió destruirlas, así que se acercó a la colmena para eliminarlo, pero con el ruido del cepillo y la luz de la linterna despertaron a los avispones.

El apicultor contaba con su traje y se había puesto unos pantalones de chándal, unos pantalones cortos y férulas en los tobillos, pero las vespas lo picaron siete veces, logrando penetrar las capas de ropa y llegar hasta la piel.

El canadiense tuvo suerte de seguir con vida, ya que el veneno de este insecto cuenta con neurotoxina y puede provocar un paro cardiaco y un shock anafiláctico.

Desde noviembre de 2019, las abejas fueron declaradas como el ser vivo más importante del planeta, y el 70 por ciento de la agricultura mundial depende de ellas, según Earthwatch Institute.

Por ahora, los científicos estadounidenses y canadienses han comenzado a exterminar las vespas e iniciado una búsqueda de estos insectos para evitar que se establezcan en el país.

Por: Alina Espinoza/SJS