El consumo del dióxido de cloro es peligroso, sin embargo, la gente en su desesperación por no contagiarse de Covid-19, lo consume (Foto: www.minam.gob.pe/)

Bolivia (MiMorelia.com).- En algunos lugares como Cochabamba, en Bolivia, la gente compra y consume dióxido de cloro ante la desesperación por evitar contagiarse de coronavirus.

Por ello, el Ministerios de Salud alertó a la población de aquel lugar a evitar consumirlo, ya que no existe un estudio científico que demuestre la efectividad del dióxido de cloro como tratamiento para el Covid-19.

El dióxido de cloro, es un gas de color amarillo o rojizo y es utilizado como blanqueador en la fabricación de papel y en el proceso de tratamiento de agua.

En México, la Cofepris refiere que este gas al entrar en contacto con el agua, reacciona para formar iones clorito, sustancias químicas que son altamente reactivas.

Te puede interesar: Alertan sobre no consumir dióxido de cloro para combatir el Covid-19

El uso de este compuesto químico en Bolivia, ha generado una polémica por su repentino alto consumo, al punto de que autoridades advierten de procesos penales por sus riesgos para la salud.

«La gente lo consume debido al deficiente sistema hospitalario», según Teresa Rescala, directora del Centro de Información de Medicamentes de la Universidad Mayor de San Andrés de la Paz.

Al parecer, el consumo se debe a que la gente se encuentra con «miedo», ya que hay registro de gente que ha muerto en la calle por no recibir atención médica oportuna, según medios de comunicación locales, y además, porque los hospitales están abarrotados, por ello, la población tiene inseguridad de recibir atención pronta, provocando que crean en soluciones como las que se le atribuyen al dióxido de cloro.

El ministerio de salud anunció juicios penales para quienes alienten su uso, al menos 60 mil personas han adquirido el dióxido de cloro en Cochabamba.

Por: Redacción/E