Lo señalan de ordenar homicidios de grupos antagónicos y encargado de la venta y distribución de droga (Foto: RED 113)

Tonalá, Jalisco (MiMorelia.com/RED 113).- En un operativo interinstitucional, implementado entre la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) y la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), policías federales detuvieron a un presunto integrante de una organización delictiva, a quien se le relaciona, entre otros delitos, con el homicidio de un servidor público ocurrido en el estado de Jalisco en el 2013.

Trabajos de investigación de gabinete y campo desarrollados en seguimiento al homicidio del entonces secretario de Turismo del Estado de Jalisco, Jesús Gallegos Álvarez, en el mes de marzo de ese año, permitieron identificar la zona y modo de operar del presunto delincuente vinculado con el Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

De acuerdo con las investigaciones, el indiciado Ignacio Quintero Riestra, es señalado como el presunto encargado de ordenar diversos homicidios en contra de integrantes de grupos antagónicos, siendo además supuesto encargado de la venta y distribución de droga, así como estar vinculado en operaciones con recursos de procedencia ilícita para la organización criminal.

El presunto delincuente, asumió el liderazgo del grupo criminal tras la captura de su hermano y antecesor, Daniel Quintero Riestra, detenido por elementos federales en octubre de 2015, en Cancún, Quintana Roo.

Líneas de investigación permitieron ubicarlo en las inmediaciones del fraccionamiento Paseo de Santiago, en Tonalá, Jalisco, donde elementos federales lograron su captura, sin realizar un solo disparo.

Al momento de su detención portaba consigo dos armas de fuego, así como una bolsa con una sustancia granulosa con las características propias de la droga sintética conocida como «Crystal», las cuales les fueron aseguradas.

El ahora detenido cuenta, además, con una orden de aprehensión vigente por el delito de homicidio, emitida por la Procuraduría General de Justicia de Jalisco, por lo que junto con lo asegurado fue puesto a disposición de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada de la PGR, para determinar su situación jurídica.