Imagen archivo

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Aunque no llega a la mitad de su población, un porcentaje importante en Morelia expresó que ha cambiado de rutina ante el temor de ser afectada por la delincuencia.

Según los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), realizada durante la primera quincena de septiembre último a mayores de 18 años de edad, el mayor cambio de hábito por la inseguridad fue el dejar de llevar cosa de valor como joyas, dinero y tarjetas de crédito, con cuatro de cada 10.

En tanto, el 35.1 por ciento optó por ya no caminar durante las noches en alrededores de su vivienda, y una tercera parte respecto a permitir a sus hijos o menores salgan de las casas. Sólo el 21.4 por ciento decidió dejar de visitar a parientes o amigos, en territorio moreliano.

Sin embargo, los números contrastan con Uruapan, donde subió la cifra de ciudadanos que modificaron sus conductas a fin de evitar ser víctimas de algún delito. Por ejemplo, el 64.1 por ciento ya no lleva objetos de valor al salir a las calles, casi 25 puntos porcentuales más a los habitantes de la capital del estado.

Lo mismo en dejar de caminar alrededor de sus correspondientes domicilios, el 56.2 por ciento, 21 puntos arriba de los morelianos.

De 20 puntos es la diferencia en dejar a sus hijos salir de las viviendas, pues el 53.9 por ciento de uruapenses así respondió.

Y en ya no visitar parientes o amigos, el 35.8 por ciento en la Perla del Cupatitzio, superior en 14.4 puntos porcentuales a la opinión en Morelia.