Destacó que a nueve meses de iniciar la administración federal, se ha dado trabajo como aprendices a 930 mil jóvenes que no estudiaban ni trabajan (Foto: Especial)

Morelia, Michoacán (Boletín).- El presidente Andrés Manuel López Obrador ha dado un vuelco a la forma de hacer política y ejecer el poder público en México, afirmó Alfredo Ramírez Bedolla y señaló que está poniendo fin al uso clientelar de políticas públicas, al tráfico de influencias y la corrupción; «los ciudadanos, sobre todo aquellos que más lo necesitan, están volviendo a ser la prioridad que da rumbo al ejercicio de Gobierno», dijo el diputado.

A propósito del Primer Informe de Gobierno del Presidente de México, el legislador destacó que AMLO llega a su ejercicio de rendición de cuentas con una aprobación cercana al 70 por ciento entre los mexicanos, de acuerdo con encuestas dadas a conocer durante la semana por El Universal (69%) y la casa encuestadora Buendía & Laredo (71%), entre otras.

Hay una evidente contradicción entre la opinión de los opositores al gobierno de López Obrador y el sentir social, al respecto dijo que es un síntoma de que se está cumpliendo un principio esencial de la cuarta transformación: «cambiar la cultura política en el país para que el poder público realmente sirva a la gente, y que los beneficios de gobierno sean colectivos, no para clases privilegiadas. Eso explica que la gente apruebe el trabajo del Presidente, pero las cúpulas que han perdido privilegios no».

Alfredo Ramírez destacó que a nueve meses de iniciar la administración federal, se ha dado trabajo como aprendices a 930 mil jóvenes que no estudiaban ni trabajan; se otorgan 10 millones de becas a estudiantes de todos los niveles educativos, se ha empleado a 230 mil campesinos a través del programa Sembrando Vida, y 8 millones de adultos mayores reciben una pensión de gobierno. En suma, durante la primera mitad del año, el Gobierno de México ejerció 418 mil 260 millones de pesos en programas sociales de beneficio directo para los ciudadanos.

Como ejemplo de resistencia al cambio en la vida pública mencionó los 4 mil 364 amparos
contra la Ley Federal de Remuneraciones que pretende evitar los altos salarios de Servidores Públicos, y que han sido «promovidos por quienes se aferran a seguir siendo una burocracia dorada».

En cambio, añadió, vemos una administración federal empeñada en demostrar, con una práctica de gobierno austero, que la función pública ya no es un privilegio de la llamada clase política y que los recursos públicos deben ser usados para procurar el bienestar de la población. El ahorro de 145 mil millones de pesos en el gasto durante los primeros siete meses de la administración que encabeza López Obrador es una muestra tangible de este compromiso.

Ramírez Bedolla refirió que la encuesta de El Universal revela que 60 por ciento de los encuestados confía en que las condiciones en México mejorarán durante lo que resta del sexenio; «las y los mexicanos están conscientes de que los grandes cambios para dejar atrás los vicios del poder y la corrupción, no se van a concretar de un día para otro, pero saben que la cuarta transformación está en marcha» .

RMR