Morelia avanzó a semifinales por primera vez desde el 2011 tras empatar en el global 3-3 ante Toluca (Foto: @InvictosSomos)

Por: Josimar Lara/@josimar2188

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Tuvieron que pasar seis años para que el equipo de Monarcas Morelia dispute de nuevo una fase de semifinales en la Liga MX, luego de que consiguiera su pase por mejor posición en la tabla, la noche del sábado, ante los Diablos Rojos del Toluca, al terminar con un marcador global de 3-3.


La última vez que La Monarquía logró superar la primera fase de Liguilla, fue en el torneo Apertura 2011, en ese torneo eran dirigidos por el técnico, Tomás Boy y Roberto Hernández, fungía como auxiliar técnico en el equipo. En esa ocasión, el club rojiamarillo dejó en el camino a la Máquina del Cruz Azul, al eliminarlos en los cuartos de final por un marcador global de 4-2.

Durante ese semestre se quedaron a la orilla de llegar a la gran final, pues los Santos de la Laguna le “pusieron” el pie en la fase de semifinales, pese a que en el partido de ida los michoacanos habìan logrado la ventaja de 2-1, con goles de Jaime Lozano y Gerardo Lugo.

En lo que fue un juego dramático, los Santos le dieron la vuelta al marcador y en su casa se impusieron 3-2, con anotaciones de Juan Pablo Rodríguez, quien ahora defiende la playera de Morelia, y Christian Suárez hizo un doblete. El joven canterano Ángel Sepúlveda descontó por el club michoacano.

En ese torneo Apertura 2011, el equipo rojiamarillo terminó la fase regular con un total de 26 puntos, producto de siete victorias, cinco empates y cinco derrotas, con 25 goles a favor y 22 anotaciones en contra, siendo Miguel Sabah el hombre más peligroso, pues ese torneo hizo siete goles.

Desde ese torneo y luego pasar por problemas de descenso; los michoacanos volverán a disputar una semifinal, incluso, en el actual plantel “sobreviven” jugadores como Enrique Pérez, Ángel Sepúlveda, y Carlos Guzmán, quien apareció en la banca durante el primer partido de semifinales; luego de que los tres defendieron otras playeras en años anteriores.

Luego de seis años y ante la negativa de varios entrenadores de tomar las riendas del equipo el semestre pasado; Roberto Hernández pasó de ser auxiliar a convertirse en director técnico, cargo en el que solo un poco menos de un año logró salvarlo del descenso en el último minuto y en el actual torneo Apertura 2017 calificó como cuarto lugar con 29 puntos; resultado de ocho triunfos, cinco empates y cuatro derrotas, con 25 goles a favor y 17 en contra.

FG