Los malvivientes se dieron a la fuga (Foto: RED113)

Reynosa, Tamaulipas (MiMorelia.com/RED 113).- Un niño de tan solo siete años murió de un balazo en la cabeza al ser atacada la camioneta en que viajaba junto con su papá en la carretera Reynosa-San Fernando.

De acuerdo con la versión del padre del menor, los presuntos delincuentes trataban de detenerlos posiblemente con la intención de despojarlos del vehículo.

Por lo anterior y al verse en riesgo imprimió mayor velocidad a su camioneta, pero los pistoleros comenzaron a dispararles en repetidas ocasiones.

Luego de la agresión, los malvivientes se dieron a la fuga mientras que al interior de la furgoneta, una Ford F150, de color acero quedó malherido el niño.

El menor fue atendido por paramédicos de la Cruz Roja de Reynosa y trasladado a un hospital local en donde fue declarado muerto.