“En la cuenca de Cuitzeo, por lo menos, se ha extinguido el puma y también está a punto de extinguirse el venado cola blanca"(Foto: @chilesust)

Por: Josimar Lara/@josimar2188

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Lastimados directamente por las llamas o como consecuencia de la pérdida de vegetación y la migración, los animales son víctimas de los incendios forestales. Roedores, musarañas, ardillas de tierra, coyotes, zorros, mapaches y el venado cola blanca son algunas de las especies en riesgo.

Tiberio César Monterrubio Rico, profesor-investigador de la Facultad de Biología de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH), explicó que los incendios forestales provocados tienen un impacto negativo en la biodiversidad del lugar en donde ocurren, ya que pueden provocar la migración de diferentes especies de animales o la desaparición de las mismas.

Morelia es uno de los municipios que pertenece a la Cuenca de Cuitzeo y donde en las últimas semanas se han registrado siniestros en cerros o áreas boscosas, los cuales tendrán un efecto “cascada” en las diferentes especies de mamíferos que llegan a habitar en dichas zonas, por verse dañadas las plantas, que son el principal alimento de varios de ellos, alertó.

“Dependiendo de la severidad del incendio es la afectación a la fauna; si el incendio es rasante, es decir, solo de suelo, reduce la cantidad de humedad que hay en el suelo y afecta a los pequeños roedores, musarañas o a las ardillas de tierra, porque estas especies se alimentan de semillas, pequeños frutos y raíces que encuentran en la vegetación”, refirió en entrevista exclusiva.

El también especialista en el monitoreo de poblaciones de fauna silvestre de México comentó que también se ven afectados animales más grandes, como coyotes, zorros o mapaches, “porque se reduce la cantidad de roedores que pueden cazar”; además, al no encontrar suficiente alimento, “se mueven a diferentes localidades; se mueven en las montañas a las partes más altas o dejan de reproducirse; con ello tenemos la extinción de poblaciones locales”.

Los incendios forestales provocados por el cambio de uso de suelo, junto con la caza ilegal, fueron una de las razones para que el puma se extinguiera en municipios como Morelia y esté en peligro al venado cola blanca, expuso el investigador.

deforestación
(Foto: Archivo)

“En la cuenca de Cuitzeo, por lo menos, se ha extinguido el puma y también está a punto de extinguirse el venado cola blanca; está en riesgo. En todas las áreas que han perdido más del 50% de su cobertura natural, porque requieren de espacios grandes para poder moverse y alimentarse, todos aquellos municipios que tienen menos del 30% de su vegetación es donde no vamos a encontrar venado”, manifestó.

Pese a lo complicado para elaborar un censo de la población que hay de cada especie, el profesor estima que en Morelia, por ejemplo, hay una variedad de más de 60 especies de mamíferos como tlacuache, armadillo, musarañas, murciélagos, pequeños roedores, liebres, conejos y de la familia de carnívoros.

(Foto: @aeoblitaspaz)

Entre ellos hay animales que son endémicos, están sujetos a protección especial o amenazados a nivel nacional, como las musarañas, murciélagos y roedores, en sus diferentes especies.

Por ello, el profesor de la Facultad de Biología sugiere implementar acciones que permitan que estas especies de la fauna se puedan recuperar, por la capacidad que tienen de reproducirse, “siempre y cuando exista hábitat donde se puedan refugiar; pueden tener poblaciones pequeñas, pero cuando llega la temporada de lluvia mejora el alimento. Lo grave es que tenemos pocas áreas protegidas”.

Entre las opciones que dio está la de crear cinturones verdes, evitar el cambio de uso de suelo y tratar de mantener las pocas áreas protegidas a través de corredores de conservación.

“Desconozco si están implementando un esquema de corredores de conservación en Morelia, pero desde mi óptica sería lo más urgente por hacer; establecer prioridades, áreas que tienen arbolado vigoroso, y estos deben ser los puntos clave para conservar, extender su influencia utilizando barrancas, canales reforestados que permitan a la fauna moverse entre ‘parches’ de bosque”, agregó.

Michoacán, tercer lugar en número de incendios

En lo que va de 2019, en Michoacán se han registrado 387 incendios forestales en diversos municipios (con corte hasta el 25 de abril), según datos proporcionados por la delegación de la Comisión Nacional Forestal (Conafor).

De acuerdo con el documento, esto significa un 15.9% menos de los 460 siniestros ocurridos en el mismo periodo de 2018, lo que coloca a Michoacán en el tercer lugar a nivel nacional en el número de incendios.

La superficie que ha sido afectada en 2019 por incendios forestales en la entidad es de 5 mil 104 hectáreas, que representan un 45% por debajo de las 9 mil 304 registradas el año pasado.

Los tres municipios que más incendios forestales han registrado son Morelia (58), Uruapan (49) y Pátzcuaro (26).

De los 387 siniestros forestales, el 41% fueron por provocados, 20% por ciento por actividades agrícolas, 11% por fumadores, 22% por causas desconocidas, y 6%, por otros motivos.

Hasta 12 años de prisión por quema intencionada de bosques

En el apartado de delitos contra el ambiente, el Código Penal del estado prevé una sanción de seis meses a nueve años de prisión en contra de quien o quienes incurran en la quema intencionada de bosques, pero si se afecta un Área Natural Protegida la sanción aumenta tres años más.

El Código refiere que «se impondrá pena de seis meses a nueve años de prisión y de cien a tres mil días multa (253 mil pesos, monto máximo estimado), siempre que dichas actividades no se realicen en zonas urbanas».

(Foto: Pixabay)

Las acciones penalizadas consisten en el desmonte o destrucción de vegetación natural; corte, arranque, delito o tala de árboles, y cambio de uso de suelo forestal.
Advierte que si se tratase de un Área Natural Protegida «la pena de prisión deberá aumentarse hasta en tres años más y la pena económica hasta en mil días multa».

Diez expedientes abiertos: Cofom

Actualmente, la Comisión Forestal de Michoacán (Cofom) integra diez expedientes de investigación sobre incendios forestales intencionales para el cambio ilegal de uso del suelo, borrar vestigios de tala clandestina y/o por rencillas en conflictos por tenencia de la tierra.

Para presentar la denuncia penal se requiere aportar los elementos, dictámenes y peritajes por personal especializado, de tal manera que la Fiscalía de Delitos contra el Medio Ambiente, de la Fiscalía General del Estado, cuente con las pruebas documentales, periciales y testimoniales que permitan integrar adecuadamente la carpeta de investigación y, en su momento, judicializarla.

(Foto: archivo)

Los municipios donde se realizan las investigaciones y se obtienen mayores evidencias son Morelia, Uruapan, Tingambato, Salvador Escalante, Pátzcuaro, Zacapu y Zitácuaro.
Destacan los incendios de Pico Azul y Punhuato, en el municipio de Morelia; el Cerro de la Cruz, en Uruapan; el Cerro de La Caja y El Tecolote, en Zacapu, y el Cerro del Cacique, en Zitácuaro.

¿Dónde puedo denunciar?

Las denuncias sobre incendios forestales se reciben vía telefónica, a través de redes sociales o en las oficinas de las dependencias ambientales tanto federales como estatales.
En caso de incendio, puede llamar al 911 o al 01-800-462-363-46 para realizar cualquier denuncia.

(Foto: pixabay)

Instancias ambientales recomiendan:

  • No arrojar basura, materiales inflamables, vidrios, botellas, desperdicios, material combustible, bachichas de cigarro a zonas arboladas.
  • No encender fogatas, y en caso de encontrar una, apagarla con agua y tierra hasta que deje de humear.

CA