Por: Alina Espinoza

Ciudad de México (Rasainforma.com).- En Berlín, y en todo el mundo, cientos de miles de personas, sobre todo jóvenes salieron a las calles este viernes para exigir a sus gobernantes que tomen medidas contra el cambio climático.

Varios menores de edad faltaron a clases para acudir a la segunda Huelga Global Climática, luego que se celebrara uno similar en marzo pasado.

Las huelgas comenzaron en Australia con marchas en 110 poblaciones grandes y pequeñas, entre ellas Syndey y Canberra. Los presentes exigieron al gobierno de su país que se tomen medidas drásticas para reducir las emisiones de gases de invernadero.

Los organizadores calcularon que más de 300 mil personas acudieron a protestar, lo que sería la mayor manifestación en el país desde la guerra de Irak en 2003.

Estas manifestaciones están inspiradas en el activismo de la adolescente sueca Greta Thunbergo, quien desde el año pasado encabezó una protesta bajo el lema Viernes para el Futuro, para exigir a los gobernantes del mundo que tomen acciones contra el cambio climático.

Por tanto, se ha reportado huelgas masivas en República Checa, Alemania, Gran Bretaña, Polonia y otros países europeos, donde varias instituciones educativas dieron licencia a los estudiantes para acudir a estos actos.

En Berlín, cerca de 80.000 personas se concentraron en la Puerta de Brandeburgo, en donde el gabinete detalla un plan para limitar las emisiones de gases de invernadero.

En Helsinki, Finlandia, un hombre disfrazado de Papá Noel tenía un cartel que se podía leer “Mi casa se incendia y mis renos no saben nadar”.

También hubo protestas menores en Japón, Corea del Sur, Filipinas, Hong Kong, India, y otros países asiáticos.

En Tokio, varios estudiantes y activistas ambientales marcharon con cánticos de Justicia climática, y carteles que decían Salvar la Tierra o La Tierra se incendia.

Hubo un acto en Seúl, en donde una treintena de activistas enviaron mensajes en código morse con linternas LED.

En Afganistán, un camión militar blindado protegía a un centenar de jóvenes que portaban carteles exigiendo un cambio para nuestro planeta.

Fardeen Barakzai, uno de los organizadores del grupo ambientalista Oxígeno expresó lo siguiente: “Queremos hacer lo que nos corresponde, Como jóvenes de nuestro país conocemos el problema del cambio climático. Sabemos Que la guerra puede matar a un grupo de gente. El problema en Afganistán es que nuestros líderes luchan por el poder, pero el verdadero problema está en la naturaleza”.

Es de mencionar que, en África, es el continente más propenso al cambio climático y el menos equipado para protegerse, por eso, que los gobiernos han pedido ayuda a la comunidad internacional.

México también se une a la marcha para seguir los pasos de la sueca Greta Thunberg, para exigir al gobierno mexicano hacer algo frente al cambio climático.

“Es para pedir que se declare una emergencia climática. Tenemos que reducir las emisiones del planeta a la mitad, para el 2030”, expresó Carlos Tornel, integrante de la organización Fridays for future.

Académicos y activistas están de acuerdo de que México tiene leyes muy avanzadas sobre el cambio climático, sin embargo, no cumplen con sus metas fijadas para reducir las emisiones del efecto invernadero.

“No hemos estado avanzando las contribuciones que se plantearon en el acuerdo de París. Son compromisos internacionalmente adquiridos que México debe responder”, dijo Pablo Ramírez, coordinador de calidad del aire, de Greenpeace México.