feria de la ciencia, estimulo para niños y adolescentes (Foto: MiMOrelia.com)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com/Andrea Hernández).- Con la participación de más de 3 mil 500 expositores la 26 Tianguis de la Ciencia es un evento atractivo para chicos y grandes que desde la tarde de ayer abarrotan los jardines de Ciudad Universitaria en busca nuevos conocimientos y entretenimiento.

Grupos escolares y familias enteras disfrutan de los casi 400 talleres que se desarrollan en el marco de esta feria los cuales asombraron a María Fernanda de la escuela de Torreón Nuevo quien afirmó que las muestras relacionadas con robótica fueron sus favoritas «aún no termino de ver pero son los que más me han llamado la atención».

Alan, estudiante de la secundaria 13 dijo que aunque de grande le gustaría ser arquitecto en el Tianguis de la Ciencia ha aprendido de química en la muestras. Por otro lado Areli, estudiante de primaria se vio maravillada por los talleres de nutrición «aprendí sobre los alimentos transgénicos, que es bueno para comer y que no, y nos contaron también de enfermedades como la bulimia y la anorexia», dijo al mencionar que son conocimientos que puede transmitir con su familia.

Los expositores, en su mayoría estudiantes de las diferentes áreas de la Universidad Michoacana también compartieron su sentir al participar en este Tianguis con cosas simples pero de gran relevancia en la vida de los asistentes, como los estudiante de la Facultad de sicología que prepararon una dinámica en la que «se resalta la importancia de mirar a los demás, queremos probar que cuando alguien te habla y no le pones atención, o tu hablas y nadie te hace caso, es una forma simple de violencia», explicó América Reyes.
Los estudiantes de enfermería participan en esta 26 edición con una interesante muestra de «La jarra del buen beber» la cual en combinación con «El Plato del buen comer» son una guía para tener una sana alimentación.

En su descripción los jóvenes que participan del taller enseñan a quienes se acercan los grupos en los que se dividen las diferente bebidas como agua, leche, café, té, jugos, etcétera así como las porciones que puede consumirse de café uno para tener una alimentación balanceada.

Los padres de familia, ven en este ejercicio una forma de enseñar a los niños y jóvenes cosas cotidianas vistas desde la ciencia, así lo consideró la señora Angélica «es la conciencia de fomentarles a ellos un aprendizaje para su vida y sacarles el interés por analiza lo que les rodea a través del estudio y que así no tengan malas costumbres» y añadió que como papás les permite conocer las ambiciones de sus hijos y así estimularlos