El ataque ocurrió en el centro nocturno Pulse

Estados Unidos (Rasainforma.com).- El gobernador de Florida, Rick Scott, declaró el estado de emergencia tras el ataque que se registró la madrugada de este domingo en un bar de Orlando, donde al menos 50 personas perdieron la vida y unas 53 resultaron heridas.

«Este es claramente un acto de terror. Nadie quisiera que esto pase en ningún lugar del mundo», indicó el gobernador en rueda de prensa.

Hasta el momento se sabe que el ataque fue perpetrado supuestamente por un sujeto identificado como Omar Mateen, de origen afgano. El hombre, entró armado al inmueble y comenzó a disparar a los asistentes.

El ataque ocurrió en el centro nocturno Pulse, y a decir de los testigos se escucharon al menos 100 disparos.