“En términos jurídicos, tendré que esperar a que me llegue alguna notificación.", dijo

Ciudad de México (MiMorelia.com).- El ex comisionado para la Seguridad y el Desarrollo Integral de Michoacán, Alfredo Castillo Cervantes aseveró que hasta el momento él no ha recibido ningún citatorio para declarar por el caso Mireles, como se ha dado a conocer a través de medios de comunicación.

No tengo ningún citatorio o alguna una notificación hecha con un actuario judicial que me señale fecha y hora, no tengo”, dijo el ahora titular de la Comisión Nacional del Deporte (Conade).

En términos jurídicos, tendré que esperar a que me llegue alguna notificación. Extraoficialmente me han hecho comentarios que seré notificado pero como tal no tengo”, agregó.

En este sentido, explicó que sí recibió un cuestionario por escrito, el cual se respondió de la misma forma.

Durante la charla que tuvo con el periodista Raymundo Riva Palacio subrayó que a él no le toca “actuar o no actuar en el caso Mireles, si hubo un caso de flagrancia, hay una autoridad que hace una detención y se lleva a cabo una puesta a disposición”, no le corresponde a él participar en el tema.

“Si en su momento Mireles y otras personas estaban armadas y el ministerio público lo somete a un juez, no hay una circunstancia en la que yo tenga una participación activa”, agregó.

Cabe recordar que esta semana la actuaria judicial adscrita al Juzgado Octavo de Distrito, Andrea Gutiérrez Legorreta, emitió una notificación el pasado 11 de abril del 2016 para que Castillo Cervantes junto con el ex gobernador de Michoacán, Fausto Vallejo Figueroa, acudieran a declarar el pasado 18 de mayo.

Al respecto, reiteró que en su momento, “todas las acciones las hicimos conforme a ley” y en el caso de las detenciones de estas personas, “hay que leer la puesta a disposición, el Ministerio Público se lo mando a un juez, el juez ratificó la detención y se sujetó a proceso”, añadió.

Finalmente aseveró que el acuerdo o la carta de intención hacia referencia a que se debían institucionalizar. “Fue una convocatoria abierta y pública para que algunos de ellos se institucionalizaran, hubo muchos que no tenían ni papeles, entonces no se pudieron dar de alta”, dijo.

Si leen el acuerdo, la carta de intención del 27 de enero, lo que ahí se plantea era que las autodefensas pasaran a formar parte de los cuerpos rurales y que se tenía que inscribir en la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) para ser capacitados y si aprobaban el curso poder ser dados de alta”, comentó.