El tirador fue identificado como Ahmad Salamah Wardat, un primo de la víctima (Foto: captura TW/@MirikauFredrick)

Jordania (MiMorelia.com).- Un hombre de 46 años de edad que consiguió salir de prisión para no contagiarse de coronavirus murió a causa de una bala perdida el mismo día que fue liberado.

El caso se registró en Amrawah, ciudad del norte de Jordania, y la víctima fue identificada como Sari Salem Wardat, quien “había sido condenado a ocho meses de prisión por portar un arma sin licencia y resistirse al arresto, y fue liberado dos semanas antes de que se cumpliera ese tiempo”, comentó la cadena Al Jazeera.

La liberación ocurrió el pasado 13 de abril, por lo que su familia se reunió en la ciudad para recibirlo con disparos al aire, pero la celebración se volvió tragedia cuando uno de los tiros, al parecer efectuado por un primo, lo impactó en la cabeza y le quitó la vida inmediatamente, según señalan medios internacionales.

Las imágenes muestran la forma en que Sari Salem Wardat es recibido en medio de una verdadera lluvia de disparos “de celebración”. A su lado, el primo hace varias descargas y en algún momento el arma, una pistola, parece atascarse.

Ambos hombres caminaron hacia un andén y, de repente, quien lleva el arma hizo otro disparo, impactando la cabeza del exconvicto. El tirador fue identificado como Ahmad Salamah Wardat.

Según las autoridades, Sari era traficante de drogas y contrabandista. De Ahmad se conoció que es miembro de las Fuerzas Armadas de Jordania.


Por: Redacción/SJS