Al inicio de la pandemia en México, las ventas en las panaderías cayeron hasta el 50% (Foto: pexels.com)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Ante el incremento de caso de Covid-19 que se tiene en Michoacán, a la par se comenzó a reportar que algunas panaderías se estancaron en las ventas, lo que no permite una mayor recuperación del sector, indicó el delegado estatal de la Cámara Nacional de la Industria Panificadora (Canainpa), Genaro Ruiz Martínez.

En entrevista con MiMorelia.com, el delegado de Canainpa Michoacán explicó que, al inicio de la pandemia en México, las ventas en las panaderías cayeron hasta el 50%, aunque con la nueva normalidad y la temporada de lluvias comenzaron a tener un repunte en sus ingresos de 20%, entre los cerca de 100 afiliados que tienen en Morelia y 15 municipios cercanos.

Además, expuso que en algunos establecimientos de Morelia, sobre todos los pequeños negocios, reportaron que se “estancaron” en ventas, cuando se reportó por las autoridades estatales que los casos de Covid-19 incrementaron.

“Se ha venido recuperando el sector, sin embargo, en las últimas semanas ha habido una ‘recaída’ en contagios y nuevamente se comienza a desestabilizar la venta en las panaderías”, comentó.

Precisó que todavía no se tiene el estimado del porcentaje de bajas ventas, pero comenzaron a implementar un cuestionario entre el resto de afiliados para saber la situación por la que atraviesan.

El delegado de Canainpa comentó que las panaderías afiliadas a la cámara tienen que implementar los protocolos de salud, tanto con su personal como para sus clientes, como el uso gel antibacterial, uso de cubrebocas o en el área de venta se marca la sana distancia; esto para evitar otra caída del sector en cuanto ventas.

Genario Ruiz refirió que durante esta pandemia no hubo reporte de cierres definitivos de puntos de venta o panaderías afiliadas, ya que los establecimientos que bajaron sus cortinas y descansaron al personal, lo hicieron de manera temporal, por lo que ahora se han incorporado nuevamente en su trabajo o reabierto sus locales.

Recordó que el precio del pan dulce ronda desde 2.50 pesos hasta 8 pesos; en el caso del plan blanco o bolillo a la venta está desde 1.50 pesos hasta 4.00 pesos, ya que depende de los costos de producción de cada establecimiento.

Por: Josimar Lara/E