informe , ejecutivo ,politica, morena, michoacan
La coordinadora de los diputados locales de MORENA dijo que la revisión de la glosa del informe debe vincularse a la discusión del presupuesto para el próximo año (Foto Cortesía)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).-  “La evaluación de los logros y pendientes de un gobierno no debe ser un mero acto protocolario, sino que debe trascender a decisiones de política pública y de presupuesto que rectifiquen errores o fortalezcan aciertos”, así lo declaró la diputada local, Cristina Portillo Ayala, quien dijo que el Congreso del Estado se encuentra listo para hacer una evaluación a conciencia en la llamada glosa del quinto informe que rindió el titular del ejecutivo de manera reciente.

La coordinadora de los diputados locales de MORENA señaló que se acerca un momento crucial para el legislativo puesto que hará uso de dos de sus facultades vitales dentro del régimen republicano: la revisión de los informes del ejecutivo y la discusión y aprobación del presupuesto del año próximo. “Ambos tienen que ser vistos integralmente, no como actos aislados. En ese sentido es que, tanto en comisiones como en el pleno, esta cámara deberá asumir una postura crítica hacia los programas y acciones que el actual gobierno ha emprendido”, señaló.

Cristina Portillo dijo además que los retos del próximo año derivados de las contingencias que se gestaron en el 2020 obligan a ser responsables, pero sobre todo autocríticos.

“Desde el Congreso hay voluntad para hacer análisis a fondo de lo que ha funcionado y de lo que ha generado resultados pobres. Quisiéramos que el ejecutivo correspondiera con la misma actitud y con una propuesta de presupuesto que de entrada se alinee a las nuevas circunstancias y a las prioridades de los michoacanos”.

Finalmente, la presidenta de la Junta de Coordinación Política señaló que a futuro un reto del régimen político mexicano es la de reconfigurar el formato de la presentación de los informes. “Debe rebasarse el protocolo, la glosa debe permitir comparecencias con la participación de actores sociales y con ejercicios de parlamento abierto, se deben hacer evaluaciones ciudadanas a los programas y obras. Esto implica avanzar a una cultura de la evaluación continua y de la entrega de resultados a la ciudadanía”, concluyó.

Boletín/PO