spum, sindicalizados
Los afectados acusaron al secretario general del Sindicato, Jorge Luis Ávila Rojas (Foto: Guadalupe Martínez)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Tras denunciar que los derechos sindicales de 26 miembros del Consejo General del Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana (SPUM) fueron inhabilitados por oponerse a la negociación de jubilaciones y pensiones que se lleva a cabo entre el Comité Ejecutivo con la autoridad nicolaita, los afectados presentarán los recursos de defensa ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje (JLCA).

Durante rueda de prensa, los profesores afectados acusaron al secretario general del Sindicato, Jorge Luis Ávila Rojas por realizar dicho procedimiento en su contra y que a todas luces «ilegal» puesto que son los integrantes de la Comisión de Honor y Justicia la encargada de aplicar dicha sanción a los agremiados más no el dirigente del gremio, por ello, resaltaron una violación más a los estatutos.

El profesor de la Casa de Hidalgo y uno de los afectados, Eduardo Nava Hernández, consideró dicha inhabilitación como un «distractor» del secretario general del SPUM para silenciar algunas voces, mientras se negocia la reforma a jubilaciones y pensiones con el rector Raúl Cárdenas Navarro a fin de presentar un proyecto nuevo del Contrato Colectivo de Trabajo (CCT) en el que se establezcan las modificaciones que se solicitan para que la Universidad Michoacana obtengan recursos adicionales.

Recordó los acuerdos en el Trigésimo Cuarto, Quinto y Sexto Congreso General de Representantes en los que las bases determinaron que no se abordaría ningún análisis para reforma el tema de jubilaciones y pensiones hasta que se llevará a cabo uno nuevo con apego a la legalidad, así como con el quórum requerido por las secciones sindicales.

Sin embargo, Nava Hernández expuso que los integrantes del Comité Ejecutivo liderado por Ávila Rojas, ya iniciaron las negociaciones para entrar a la discusión de jubilaciones y pensiones pese a que recientemente se declaró inválido el Congreso que se llevó a cabo en una sede alterna, cuando el propio estatuto señala que debe ser dentro de las instalaciones del SPUM.

Tras su oposición a la discusión de jubilaciones y pensiones, el profesor expuso que el secretario general del gremio nicolaita inhabilitó a 26 maestros del SPUM con al finalidad de que sus derechos sindicales queden suspendidos y no puedan tener voz ni voto durante la discusión de la reforma a jubilaciones y pensiones. Anticipó, que tras la presunta violación a los estatutos los afectados presentarán los recursos necesarios ante la JLCA para que se repongan sus derechos.

En su intervención, el maestro jubilado, Manuel Camacho Orta, manifestó su inconformidad puesto que el Sindicato de Profesores en los últimos años se ha vuelto un «botín» de algunos sindicalizados para manejarlo con fines particulares, por lo anterior, hizo un llamado a los agremiados a fin de que desconozcan las imposiciones e inhabilitaciones contra un grupo de docentes que sólo exigen legalidad en la conformación de un nuevo Congreso General de Representantes.

«La propuesta de emitir una nueva convocatoria ha sido racional no estamos pidiendo nada más, pero el Sindicato está secuestrado por un grupo mafioso que solapan las corruptelas y que no permiten la democracia sindical. Nosotros, sólo luchamos por la legalidad estatutaria», manifestó el maestro jubilado.

Finalmente, informaron, que en días pasados entregaron un documento al
subsecretario de Educación Superior de la SEP, Luciano Concheiro Bórquez, al rector Cárdenas Navarro y al gobernador de Michoacán Silvano Aureoles Conejo sobre su inconformidad por la intención de discutir jubilaciones y pensiones sin tomar en cuenta las bases del Sindicato.

Por: Guadalupe Martínez/RMR