Del 1 de enero al 30 de abril de 2016 se iniciaron 111 juicios orales mercantiles presididos por jueces civiles

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Gracias a la implementación de la oralidad en los procesos en materia mercantil, que opera en la entidad desde julio de 2013, el Poder Judicial de Michoacán ha dado mayor celeridad a los procesos judiciales y continúa mejorando el servicio de impartición de justicia.

Cabe señalar que la oralidad aplica para asuntos mercantiles que no requieran una tramitación especial y cuya suerte principal no exceda los 574 mil 640.47 pesos, sin tomar en cuenta intereses y demás accesorios reclamados a la fecha de presentación de la demanda, tal como lo establece el artículo 1339 del Código de Comercio.

Los asuntos de esta rama del Derecho resueltos por el sistema tradicional tenían una duración de ocho meses a tres años para resolverse, en tanto que a través de los juicios orales, el tiempo se reduce hasta en un 70% aproximadamente, en cuanto ve a la primera instancia.

Los juicios orales están plasmados en el Código de Comercio federal -reformado en enero de 2011- y se rigen por los principios similares a los asuntos penales: inmediación, publicidad, oralidad, contradicción, concentración y continuidad.

De acuerdo a la estadística judicial, del 1 de enero al 30 de abril de 2016 se iniciaron 111 juicios orales mercantiles presididos por jueces civiles, y se concluyeron 122, de los cuales 70 fueron en Morelia y el resto en el interior del estado.

En esta modalidad existen tres tipos de audiencia, una preliminar y una de juicio; la primera se realiza con o sin la asistencia de las partes, se depura el procedimiento y se procura la conciliación o mediación. También, las partes pueden solicitar conjuntamente se fijen acuerdos sobre hechos no controvertidos.

En la segunda, se cita a la audiencia de juicio oral que procede en demandas de contratos de crédito, cumplimientos de seguros y arrendamientos financieros, entre otros.
Finalmente, en la audiencia de continuación de juicio, el juez emite la sentencia y da lectura de la misma.

Con ésta y otras acciones el Poder Judicial de Michoacán imparte y administra justicia de manera más ágil y transparente, de acuerdo con las necesidades de la sociedad.