Daniel Castro Zimbrón se presentará su segundo largometraje este viernes

Por: Héctor Jiménez/@Hectorjjmm

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- La película “Las Tinieblas” del cineasta mexicano Daniel Castro Zimbrón se presentará hoy 28 de octubre en el 14 Festival Internacional de Cine de Morelia para añadir terror y suspenso a la sección de competencia de largometraje mexicano.

El film, que cabe dentro de los géneros de “terror y suspenso” y “drama”, presenta a una familia que vive en una cabaña en medio de un bosque acosada por una neblina y otros agentes del exterior. Las principales actuaciones estuvieron a cargo de Brontis Jodorowsky pero también de los actores primerizos Aliosha Sotnikoff Ramos y Camila Robertson.

De acuerdo con Castro Zimbrón, para sus historias comúnmente inicia por imaginar el ambiente y posteriormente a los personajes; proviene de una familia donde es muy importante la pintura y para “Las Tinieblas” se inspiró en obras de Rembrandt y Caravaggio con claroscuros marcados y que pudieran calificar de tenebrosas.

Para la locación, agregó, acudieron a un bosque dentro del parque nacional “El Chico” en Hidalgo, diseñaron y construyeron la cabaña que aparece en la película y grabaron únicamente con luz natural. Sin embargo, matizó, no le gusta ser real o literario en sus historias:

“Esta película es mi manera de hacer una especie de critica a la realidad que estamos viviendo en México y en todo el mundo. A mí no me gusta ser tan realista como poner tal cual al personaje del narcotráfico… yo ya lo viví mucho y las películas que me gustan son otras… quiero hablar de la realidad que vivimos como de esta cosa que nos dice que el peligro está afuera, que el peligro viene del otro y tenemos que temer a los otros pero no estamos dispuestos a ver hacia adentro”.

De manera similar, el veterano actor Brontis Jodorowsky expuso que en su opinión las mejores historias para explicar la realidad son las que hacen uso de figuras metafóricas: “El mundo de la fantasía permite una gran libertad, es el mundo de la metáfora… y yo no creo en el realismo, yo creo que a la verdad se llega a través de la metáfora”.

Este segundo largometraje de Zimbrón destaca por el uso de la luz en la fotografía y su limpieza en la producción, así como por su apego a las características del género de suspenso y su aplazamiento de las respuestas que se buscan en la trama. Ante este ambiente incógnito, el realizador ofreció su interpretación de la historia:

“La historia es sobre la relación de un padre y un hijo y cómo el padre llega a su propia obscuridad… y el hijo termina perdonando a su padre en algo que parecía imperdonable, pero si no estamos dispuestos a perdonar lo que sea nunca vamos a encontrar el amor ni la paz. Tenemos que ser capaces de perdonar lo que sea y también de pedir perdón por lo que sea que hayamos hecho”.

Las principales actuaciones estuvieron a cargo de Brontis Jodorowsky pero también de los actores primerizos Aliosha Sotnikoff Ramos y Camila Robertson

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- La película “Las Tinieblas” del cineasta mexicano Daniel Castro Zimbrón se presentará hoy 28 de octubre en el 14 Festival Internacional de Cine de Morelia para añadir terror y suspenso a la sección de competencia de largometraje mexicano.

El film, que cabe dentro de los géneros de “terror y suspenso” y “drama”, presenta a una familia que vive en una cabaña en medio de un bosque acosada por una neblina y otros agentes del exterior. Las principales actuaciones estuvieron a cargo de Brontis Jodorowsky pero también de los actores primerizos Aliosha Sotnikoff Ramos y Camila Robertson.

De acuerdo con Castro Zimbrón, para sus historias comúnmente inicia por imaginar el ambiente y posteriormente a los personajes; proviene de una familia donde es muy importante la pintura y para “Las Tinieblas” se inspiró en obras de Rembrandt y Caravaggio con claroscuros marcados y que pudieran calificar de tenebrosas.

Para la locación, agregó, acudieron a un bosque dentro del parque nacional “El Chico” en Hidalgo, diseñaron y construyeron la cabaña que aparece en la película y grabaron únicamente con luz natural. Sin embargo, matizó, no le gusta ser real o literario en sus historias:

“Esta película es mi manera de hacer una especie de critica a la realidad que estamos viviendo en México y en todo el mundo. A mí no me gusta ser tan realista como poner tal cual al personaje del narcotráfico… yo ya lo viví mucho y las películas que me gustan son otras… quiero hablar de la realidad que vivimos como de esta cosa que nos dice que el peligro está afuera, que el peligro viene del otro y tenemos que temer a los otros pero no estamos dispuestos a ver hacia adentro”.

De manera similar, el veterano actor Brontis Jodorowsky expuso que en su opinión las mejores historias para explicar la realidad son las que hacen uso de figuras metafóricas: “El mundo de la fantasía permite una gran libertad, es el mundo de la metáfora… y yo no creo en el realismo, yo creo que a la verdad se llega a través de la metáfora”.

Este segundo largometraje de Zimbrón destaca por el uso de la luz en la fotografía y su limpieza en la producción, así como por su apego a las características del género de suspenso y su aplazamiento de las respuestas que se buscan en la trama. Ante este ambiente incógnito, el realizador ofreció su interpretación de la historia:

“La historia es sobre la relación de un padre y un hijo y cómo el padre llega a su propia obscuridad… y el hijo termina perdonando a su padre en algo que parecía imperdonable, pero si no estamos dispuestos a perdonar lo que sea nunca vamos a encontrar el amor ni la paz. Tenemos que ser capaces de perdonar lo que sea y también de pedir perdón por lo que sea que hayamos hecho”.