Hoy se celebra el Día Mundial Contra el Trabajo Infanti

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- En el marco del Día Mundial Contra el Trabajo Infantil la Secretaría de Gobierno hizo un llamado a las distintas áreas de gobierno, instituciones y organizaciones de la sociedad civil a sumar esfuerzos a fin de erradicar dicha práctica y establecer políticas públicas que coadyuven al pleno desarrollo de la niñez michoacana.

A decir del titular de la Dirección del Trabajo y Previsión Social, David Garibay Tena no todas las tareas realizadas por los niños deben clasificarse como trabajo infantil, no obstante dicho flagelo debe eliminarse por completo.

“Por lo general, la participación de los niños o los adolescentes en trabajos que no atentan contra su salud y su desarrollo personal ni interfieren con su escolarización se considera positiva. No obstante el término trabajo infantil suele definirse como toda labor que priva a los niños de su condición de infante, su potencial y su dignidad, y que es perjudicial para su desarrollo físico y psicológico”, afirmó.

Así pues, explicó que se alude al trabajo que: es peligroso y prejudicial para el bienestar físico, mental o moral del niño; interfiere con su escolarización puesto que: les priva de la posibilidad de asistir a clases; les obliga a abandonar la escuela de forma prematura, o les exige combinar el estudio con un trabajo pesado y que insume mucho tiempo.

Sostuvo que en las formas más extremas de trabajo infantil, los niños son sometidos a situaciones de esclavitud, separados de su familia, expuestos a graves peligros y enfermedades y/o abandonados a su suerte en la calle de grandes ciudades, esto con frecuencia a una edad muy temprana.

Garibay Tena explicó que la Secretaria de Gobierno a través de la Dirección del Trabajo y Previsión Social otorga los permisos par a menores que desean trabajar y que cumplen con los requisitos establecidos en la ley federal del trabajo, toda vez que sólo el año pasado se expidieron más de mil permisos y durante el 2016 se han expedido 477.

Trabajo conjunto

Por su parte la Secretaría Ejecutiva del Sistema de Protección Integral de Niños, Niñas y Adolescentes del Estado de Michoacán a Yolanda Equihua Equihua, sostuvo que para lograr combatir el trabajo infantil, el Sistema DIF buscará unificar los esfuerzos que se encontraban  focalizados y divididos según las problemáticas o situaciones más usuales en el estado, esto a través de múltiples programas o, incluso, subsistemas relacionados principalmente con la violencia, el trabajo infantil, la niñez en situación de calle, los adolescentes en conflicto con la ley, entre otros,  a las que se enfrentan la niñez y adolescencia, que difícilmente pueden atender de forma integral las causas de tales situaciones.

“El paradigma del Sistema, parte de considerar a los niños, niñas y adolescentes como sujetos plenos de derechos, capaces de defender y exigir sus derechos, en oposición a su consideración como objetos pasivos de la tutela y protección del Estado. Para el sistema de protección integral es esencial el establecimiento de mecanismos idóneos para que los niños, niñas y adolescentes exijan sus derechos, a fin de lograr su empoderamiento como titulares de derechos”, manifestó.

Por último recalcó que erradicar el trabajo infantil, es una tarea que nos obliga a realizar acciones de forma transversal, en la que gobierno, familia y sociedad coadyuven, ya sea regulando, prohibiendo y denunciando el trabajo infantil.

Trabajo de los Menores

El artículo 22 de la ley federal del trabajo establece que los mayores de quince años pueden prestar libremente sus servicios con las limitaciones establecidas por la ley, es decir desde el 12 de junio del 2015 la edad legal permitida para trabajar subió de 14 a 15 años, así mismo dicha ley en su artículo 22 bis consagra que loa mayores de 15 y menores de 16 requieren de una autorización especial.

Datos y cifras

El número global de niños en situación de trabajo infantil ha disminuido de un tercio desde el año 2000, pasando de 246 millones a 168 millones. De los cuales más de la mitad, es decir 85 millones efectúan trabajos peligrosos (contra 171 millones en el año 2000).

La región de Asia y el Pacífico continúa registrando el número más alto de niños (casi 78 millones o 9,3% de la población infantil), pero el África Sub-sahariana continúa siendo la región con la más alta incidencia de trabajo infantil (59 millones, más del 21%).

En América Latina y el Caribe, existen 13 millones (8,8%) de niños en situación de trabajo infantil, mientras que en la región del Medio Oriente y África del Norte hay 9,2 millones (8,4%).

La agricultura continúa siendo de lejos el sector con el mayor número de niños en situación de trabajo infantil (98 millones, o 59%), pero el número de niños en los servicios (54 millones) y la industria (12 millones) no es insignificante – la mayoría se encuentra principalmente en la economía informal.

Se registró una disminución del 40% del trabajo infantil en las niñas desde el año 2000, mientras que en los niños la disminución es del 25%.

Los niños y niñas que viven en los hogares más pobres y en zonas rurales tienen más probabilidades de ser víctimas del trabajo infantil. Por lo general, el trabajo doméstico recae en su mayor parte en las niñas. Millones de niñas que trabajan como empleadas domésticas están expuestas a la explotación y el maltrato.

En México, 2.5 millones de los 29 millones 300 mil  niños, niñas y adolescentes entre los 5 y 17 años de edad están trabajando de acuerdo al Módulo sobre Trabajo Infantil de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE 2013). Lo anterior equivale al 8.5% de la población infantil de este mismo rango de edad. De ellos la gran mayoría son menores de 15 años que es la edad permitida para trabajar.

Ante la ausencia de estadísticas confiables, en 2007 la Secretaría del Trabajo conjuntamente con el INEGI y con el apoyo técnico de UNICEF y de la OIT, incorporó un módulo de medición del trabajo infantil en la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del cuarto trimestre de ese año, a fin de obtener información actualizada sobre la incidencia del trabajo infantil en México.

La población infantil que trabaja se concentra fundamentalmente en las áreas menos urbanizadas de México, y el porcentaje de trabajadores infantiles en estas zonas es también más elevado que en las más pobladas. La presencia de niños y niñas trabajadores menores de 14 años es las localidades más pequeñas supera a la de las ciudades.

Aproximadamente 7 de cada 10 trabajadores entre 5 y 17 años viven en las zonas rurales de México, y 3 de cada 10 en las ciudades.
La Convención sobre los Derechos del Niño establece “el derecho del niño a estar protegido contra la explotación económica y contra el desempeño de cualquier trabajo que pueda ser peligroso o entorpecer su educación, o que sea nocivo para su salud o para su desarrollo físico, mental, espiritual, moral o social”.

El Convenio núm. 182 de la OIT sobre las peores formas de trabajo infantil reconoce que proteger a las niñas y a los niños requiere de respuestas integradas que incluyen empleos y trabajo decente para sus padres y medidas de protección social que les ayuden a mantener a las niñas y a los niños en la escuela.