letrero, Papa
Este cartel fue inventado por el psicólogo Salvo Noé (Foto: lapatilla.com)

Por: Alina Espinoza

Italia (Rasainforma.com).- El Papa Francisco decidió tomarse con humor el intenso calor que azota en Roma y decidió colgar un cartel de broma en la puerta de su habitación con la inscripción: “Prohibido lamentarse”.

Los invitados que han ido en estos días a la residencia del pontífice, notaron el curioso mensaje y un sacerdote anciano le tomó una foto, por lo que se volvió viral.

Escrito con letras blancas sobre fondo rojo y acompañado con el símbolo del veto, debajo de “Prohibido lamentarse” se puede leer: “ley número uno para el cuidado de la salud y el bienestar”.

Abajo en letras negras complementa la indicación: “Los transgresores son sujetos a un síndrome de victimismo con la consecuente disminución del tono de humor y de la capacidad para resolver problemas”.

Este cartel fue inventado por el psicólogo Salvo Noé, autor de libros sobre motivación en donde el 14 de junio pudo ver al Papa al final de la audiencia pública en la Plaza de San Pedro, y le obsequió el mensaje, una pulsera yun libro.

En ese momento el Papa lo leyó, le pareció curioso y le comentó que iba a colocar el aviso en su oficina.