destrozos comuneros paracho
Durante la tarde del pasado miércoles comuneros de Paracho violentaron las instalaciones del Palacio Municipal de la localidad (Foto: Captura de pantalla)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Los 40 comuneros de Cheranástico detenidos el pasado miércoles presuntamente por órdenes del presidente municipal de Paracho, José Manuel Caballero Estrada, fueron liberados durante la madrugada de este jueves, luego de la instalación de una mesa de diálogo entre los afectados con autoridades estatales, informó el gobernador, Silvano Aureoles Conejo.

Te puede interesar: Lamentan autoridades de Paracho violencia en palacio municipal

Tras la acusación de los comuneros en torno a que el alcalde ha retenido los recursos económicos que le corresponden a la comunidad para la realización de las obras, además de la detención supuestamente arbitraria de 40 comuneros, a quienes se les torturó desde la dirección de Seguridad Pública de Urapicho, los habitantes hicieron una serie de destrozos en el edificio de Palacio Municipal de Paracho.

Los manifestantes acudieron a la alcaldía de manera violenta para destruir oficinas y el mobiliario en protesta por la detención de los 40 comuneros, situación que se hizo viral a través de redes sociales.

Al respecto, se le cuestionó al mandatario sobre lo ocurrido en el municipio de Paracho; su respuesta fue que el problema fue resuelto debido a que de inmediato la Secretaría de Gobierno instaló una mesa de trabajo con los habitantes de Cheranástico que concluyó cerca de las dos de la mañana de este viernes.

Aureoles Conejo confirmó que después de la instalación de la mesa y de llegar a acuerdos con los manifestantes, así como con la autoridad de Paracho, los 40 comuneros fueron puestos en libertad, por tanto, dijo, que ya todo volvió a la normalidad en ese municipio.

«Espero que en la mesa instalada se pongan de acuerdo para que se paguen daños y regresemos a la tranquilidad en las comunidades indígenas. No sé de cuánto fueron los daños, es un tema del municipio, pero todos los comuneros están liberados», indicó el perredista.

En entrevista colectiva, el gobernador refirió que el Estado envía puntualmente las participaciones al municipio de Paracho para que se realicen las obras necesarias, pero a su consideración, siempre habrá más demanda de recursos económicos.

Aunque dijo que será una determinación del alcalde de Paracho presentar o no la denuncia correspondiente por los daños causados al edificio, la violencia nunca es la salida para arreglar los problemas, sino el diálogo.

«El tema es reparar los daños que cometieron, y todo está documentado, así como debidamente identificado, pero no se trata de ahondar en diferencias, sino que se resuelvan los problemas», reiteró.

Por: Guadalupe Martínez/rmr