Por: Cristian Ruiz/@crisruizr1

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- A 478 años de su fundación, la ciudad de Morelia enfrenta retos en materia de urbanización y regularización de colonias, accesibilidad en la prestación del servicio de agua potable y mejora de la calidad del aire, para que los habitantes alcancen un mejor nivel de vida.

Morelia cuenta con más de 784 mil 889 habitantes

Según la encuesta intercensal realizada en 2015 por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), Morelia tiene más de 784 mil 889 habitantes que viven en 215 mil 405 viviendas, tanto en la mancha urbana como en sus tenencias. Aproximadamente, el 97.2% de los domicilios tienen piso, ya sea de madera, azulejo o cemento, un elemento considerado entre los indicadores de bienestar.

En general, la población económicamente activa (PEA) de Morelia ronda entre los 24 y los 47 años de edad y, según los resultados del estudio, el 97.4% de la población tiene acceso a la educación.

Sin embargo, así como hay indicadores positivos, también hay problemáticas que pueden convertirse en un lastre difícil de resolver si no son atendidas por autoridades de los tres niveles, conforme a su ámbito de competencia.

Proliferan las colonias irregulares

De acuerdo con información proporcionada por el presidente municipal, Raúl Morón Orozco, en la ciudad hay un registro de aproximadamente 250 colonias irregulares, de las cuales 237 son susceptibles de regularización.

Vecinos de colonias como Ciudad Jardín; José Vasconcelos, primera y segunda etapas; El Terrero; Pablo González Casanova; Vicente Lombardo Toledano; La Nueva Aldea; Hombres Ilustres; Peña Blanca, e incluso algunas casas de Villa Magna, llevan hasta 15 años en espera de que proceda la regularización, para así acceder a servicios básicos y estar en regla para cualquier trámite relacionado con su vivienda.

Según el mapa de urbanismo, Morelia tiene 650 colonias regulares

El problema emerge con las invasiones de terrenos y predios, sobre todo en las faldas del Cerro del Quinceo, que se encuentran en zonas de difícil acceso o que incluso implican riesgos para la integridad de quienes ahí se encuentran.

En este contexto, Raúl Morón aseveró que no está a favor de la ocupación ilegal de terrenos con dueño, así como terrenos que se encuentran en zonas de riesgo, por lo que ya analizan cuáles son las colonias que pueden ser sujetas de regularización y en cuántas más se tendrán que diseñar otros esquemas para evitar afectaciones a los ciudadanos.

Por ello, no descartó la reubicación de quienes habitan en colonias irregulares: “No estoy a favor de los dirigentes ni soy parte de ellos (de los paracaidistas), pero ya estamos analizando cuáles son viables de regularizar, sobre todo los que están en áreas verdes o áreas de donación”.

Existen aproximadamente 250 colonias irregulares, la mayoría se ubica en la periferia

Sin acceso al agua, 3.2% de la población

Se estima que sólo el 96.8% de los morelianos, es decir, alrededor de 759 mil 776 personas, tiene acceso al servicio de agua potable en su casa; mientras que 25 mil 113 habitantes, equivalentes al 3.2%, carecen de este servicio, según las últimas cifras proporcionadas por el Inegi.

El director del Organismo Operador de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento de Morelia (Ooapas), Julio César Orantes Ávalos, expuso que la falta de acceso al vital líquido la padecen sobre todo quienes viven en asentamientos irregulares, que en muchas ocasiones ni siquiera son habitables.

El 96.8 % de la población tiene acceso al servicio de agua potable

“En general, piden regularizarse personas que viven en zonas irregulares, como las que están cerca del Cerro de Quinceo; todo proceso de regularización se revisa, pero en muchas ocasiones se rechaza porque en el predio donde están hay riesgos”.

En tanto, el subdirector de Distribución del Ooapas, Francisco Servín Barriga, indicó que son alrededor de 150 las colonias y predios del municipio las que no cuentan con servicio de agua potable.

En Morelia existen 115 pozos y mantos acuíferos. Las presas de La Mintzita y Cointzio envían alrededor del 50% del agua que llega a la ciudad, y el promedio de consumo de agua por habitante está entre 150 y 200 litros diarios.

Vialidades dañadas, un eterno lastre

En cuanto al tema de las vialidades y su mantenimiento, el Ayuntamiento reconoció que existen alrededor de 32 calles y avenidas que requieren atención urgente en cuanto al tratamiento de su cinta asfáltica.

Avenida Héroes Anónimos de la Independencia, la calle Cantera, en la colonia La Colina, y avenida Nicolás Ballesteros, son algunas de las vialidades que el gobierno local tiene registradas con mayores daños en su estructura.

Según el Plan Anual de Inversión (PAI) 2019, el municipio cuenta con alrededor de 10 millones de pesos para realizar jornadas de bacheo en la ciudad, y para el caso de algunas calles que ya necesitan el cambio total de la cinta asfáltica, hay una bolsa de 80 millones de pesos.

Hasta el momento se tiene conocimiento de que están en intervención integral tres vialidades: avenida Héroes Anónimos de la Independencia, Cantera y Nicolás Ballesteros, todas ellas con un presupuesto de 13 millones de pesos, y según el titular de la Secretaría de Obras Públicas, Sergio Adem Argueta, se realizarán de manera paulatina en el transcurso de junio y julio.

Contaminación del aire, el nuevo reto

Como consecuencia de los más de 60 incendios forestales que se han registrado desde que inició la temporada de estiaje –en marzo pasado–, el aire que respiran los morelianos podría convenirse en un potencial riesgo a la salud.

Solamente del 8 al 12 de mayo se registraron alrededor de 100 puntos en el Índice Metropolitano de la Calidad del Aire (Imeca) y hasta 154 puntos del Índice de Calidad del Aire (ICA), cifras que indican que la calidad del aire que se respira en Morelia va empeorando, en detrimento de los sectores más vulnerables.

El director de Desarrollo Rural y Medio Ambiente de Morelia, José de Jesús Vergara Aguirre, señaló que el dato más alarmante es que se han registrado 152 puntos en particular de 2.5 micras, cuando el mínimo es 87 y el máximo 206, por lo que dijo que en lo que compete al municipio se realizarán las acciones pertinentes para evitar una contingencia ambiental.

“Hay gente que piensa que estamos alarmados o estamos exagerando, pero no es cierto; más vale prevenir ahora que estamos en tiempo; nos preocupa esa cifra y estamos tomando acciones precisas, como concientizar a la población sobre la emisión de gases en vehículos; hay gente que todavía usa carbón en la cocina, y en algunos puntos se ha agudizado la situación por el calor”, advirtió.

Patrimonio, una riqueza que requiere atención

El Centro Histórico de Morelia está constituido por 271 hectáreas, 219 manzanas, 15 plazas y mil 113 monumentos y edificios históricos que representan los diferentes estilos arquitectónicos que son testimonio viviente de la historia de la arquitectura de México. Esta es la principal razón por la cual fue declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco el 13 de diciembre de 1991.

La zona de monumentos históricos constituye en América un modelo original de desarrollo urbano del siglo XVI; la mezcla de la arquitectura renacentista española con los ecos mesoamericanos resulta preciosa, aunque tal vez lo más llamativo sea el color rosado de sus edificios, que le dan un aspecto distintivo.

La coordinadora del Centro Histórico de Morelia, Gauri Ivette García Medina, dijo que parte del plan de conservación ha consistido en entender que el primer cuadro de la ciudad necesita cuidados complejos, a diferencia de los que tiene cualquier otro punto de la ciudad.

El Centro Histórico cuenta con mil 113 edificios históricos

En ese sentido, añadió que previamente al aniversario de Morelia se realizó la limpieza y mejora de los monumentos históricos, ya que una cuarta parte de ellos necesitaba atención especial.

Un problema que la funcionaria advierte para preservar el patrimonio de la humanidad es que alrededor de 200 casas habitación se encuentran en condiciones que ponen en riesgo su infraestructura, por ello buscarán la forma de apoyar a los propietarios.

«Nosotros lo que queremos es abrir una ventanilla para apoyar y orientar, para que los dueños den atención a la parte física; uno de los paradigmas por lo que no se les puede dar atención a sus prioridades».

Afirmó que dentro del Implan se encuentra la propuesta de ayudar a gestionar recursos para contratar restauradores.

ZM