Doctor, IMSS, Ataque cerebral
Al reconocer los síntomas previos de infarto cerebral se evitan discapacidades, por eso es vital realizar los estudios adecuados (Foto: Cortesía)

Ciudad de México (MiMorelia.com/Boletín).- Para tratar a pacientes con ataque cerebral y revertir las secuelas que ocasiona, médicos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) utilizan trombolisis venosa durante las primeras tres horas del evento. Consiste en introducir un medicamento vía intravenosa que disuelve el trombo o coágulo para restaurar la circulación sanguínea.

Con este tratamiento se evitan daños en funciones vitales como pensar, hablar, moverse, mirar o caminar, explicó el doctor Leopoldo Herrera Gómez, Jefe de Neurocirugía de la UMAE Hospital de Traumatología “Victorio de la Fuente Narváez”.

El ataque cerebral (embolia o infarto) es la interrupción del flujo sanguíneo en una arteria; es la tercera causa de muerte en México, con 160 mil decesos anuales en el Sector Salud. En el mundo es la segunda causa de mortalidad con más de cuatro millones de defunciones.

En 2016 fueron atendidas en el Instituto a nivel nacional mil 860 personas por infarto cerebral y en el primer semestre de 2017 recibieron atención 975 derechohabientes.

La embolia, dijo el especialista, ocurre en personas de 50 a 70 años de edad con factores de riesgo como hipertensión, diabetes sin control, colesterol y triglicéridos. Es la causa más común de discapacidad en adultos.

Por ello, es necesario prevenirlo con identificación oportuna de síntomas, de acuerdo con la nemotecnia internacional BEFAST (Balance, Eyes, Face, Arms, Speech, Time): alteraciones del equilibrio, los ojos, desviación de la boca, pérdida de sensibilidad o movilidad del brazo, pierna o mitad del cuerpo y dificultad para hablar.

Ante cualquiera de estos síntomas, dijo, es importante llevar al paciente al hospital para realizarle estudios, diagnosticar la enfermedad e iniciar la atención.

Las secuelas pueden ser leves y recuperar el paciente de alteraciones del lenguaje, memoria, juicio, cognitivas, motoras, sensitivas o visuales, que son las más importantes.

El doctor Herrera Gómez señaló que los antecedentes familiares, incluso las migrañas, son signos de alerta para desarrollar embolia a mediano o largo plazo.

Con motivo del Día Mundial del Ataque Cerebral, que se conmemora este 29 de octubre, el Jefe de Neurocirugía recomienda acudir a la clínica familiar para prevenir o detectar los factores de riesgo para enfermedad vascular cerebral, integrarse al programa Chécate, mídete, muévete; o hacerlo de manera individual con la aplicación CHKT en Línea.

FG