bebé
Un video del caso circuló en redes sociales (Foto: Ilustrativa/Pixabay.com)

Puebla (MiMorelia.com).- Un bebé prematuro, de 23 semanas, fue reportado como muerto al momento de nacer, sin embargo horas después al ser entregado a sus padres se dieron cuenta que el menor sí tenía signos vitales.

Medios nacionales señalan que el hecho ocurrió el pasado 21 de octubre en un hospital de Puebla, donde mantuvieron al bebé prematuro seis horas en un refrigerador mortuorio, tras declararlo muerto.

La madrugada del miércoles la mujer dio a luz al bebé prematuro, a quien por su condición se le aplicaron los protocolos y revisiones correspondientes, sin embargo el personal médico lo declaró muerto pues no presentaba signos vitales.

Así, el supuesto cadáver fue enviado a los refrigeradores mortuorios del hospital; horas después, y de acuerdo a medios, el recién nacido fue entregado a su padres, y fue cuando se dieron cuenta que aún estaba vivo.

Del caso se difundió un video en redes sociales donde se ve el momento en que un hombre está con el niño, que tiene un papel de identificación en la muñeca; el que se cree es su papá le dice: «resiste chiquito», «insiste papito lindo«, «aquí estoy, insiste chiquito«.

Por su parte, el Instituto Mexicano del Seguro Social en una tarjeta informativa anunció una investigación y aseguró que están comprometidos a garantizar la seguridad social en beneficio de sus derechohabientes.

Señalaron que después de que el bebé fue encontrado vivo, fue enviado a la Unidad de Cuidado Intensivos Neonatales del Hospital General de Zona No. 20. El pronóstico de vida es reservado.

El IMSS aseguró que está investigando el caso para deslindar responsabilidades.

Redacción/rmr