Su demanda se debe a la mayor preocupación de los consumidores por llevar un estilo de vida equilibrado (Foto: Pixabay.com)

Morelia Michoacán (MiMorelia.com).- Los reportes confirman que en los últimos cuatro años la producción de haba creció un 400 por ciento. Esta legumbre caracterizada por tener un sabor ligeramente dulce y terroso, pasó de producir 897 mil 560 pesos por su comercialización, a más de 3 millones 436 mil.

En gran parte, su demanda se debe a la mayor preocupación de los consumidores por llevar un estilo de vida equilibrado. Las habas son más solicitadas en la actualidad debido a su alta concentración de nutrientes que promueven la salud en general y, además, es parte de la cultura alimentaria mexicana. Este alimento se puede consumir como si fueran judías verdes.

Según los especialistas en nutrición de GUIADESUPLEMENTOS, las habas son increíblemente nutritivas, pues contienen vitaminas, minerales y al mismo tiempo proporcionan una cantidad moderada de calorías. Son una excelente fuente de fibra soluble, proteínas vegetales, ácido fólico, hierro, potasio y magnesio. Además, contienen poca o ninguna grasa trans.

En el último período agrícola se obtuvieron 527 toneladas, que se cultivan en una extensión de 338 hectáreas, especialmente en los municipios de Erongarícuaro, un poblado de la región del Lago de Pátzcuaro en Michoacán, Morelia, ciudad del centro-occidente de México, y Morelos, ubicado al centro-sur del territorio.

El titular de la Secretaría de Desarrollo Rural y Agroalimentario (Sedrua), Rubén Medina Niño, mencionó que en Michoacán la producción por hectárea de haba oscila entre 1.5 a 2 toneladas por hectárea, mientras que su costo por tonelada es por arriba de los 7 mil pesos, según información del Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (SIAP).

Por su parte, el funcionario informó que en el Estado Libre y Soberano de Michoacán el cultivo de habas (foliosos de forma oval-redonda) es desarrollado por hombres y mujeres de 7 municipios, además de otros concejos como Erongarícuaro, Morelia, Morelos, Pátzcuaro, Tzintzuntzan, Huiramba y Lagunillas.

Las épocas de cultivo de las habas son muy variables. Algunos de los factores que influyen en la siembra son el clima de la región y las heladas. La siembra se realiza directamente en el terreno definitivo y este trabajo es realizado principalmente por 275 familias, de las cuales 37 son encabezadas por mujeres agricultoras, las cuales cumplen la función de jefas de familia, mientras que el resto son atendidas por hombres.

En México, esta planta herbácea del género Vicia y caracterizada por tener tallos fuertes y angulosos de hasta 1,6 metros de altura, se produce en 10 estados del país, en el que Puebla, Veracruz, Tlaxcala, México, Hidalgo y Michoacán son los más destacados en el cultivo mexicano.

Según la información geográfica nacional, en total se encuentran cultivadas más de 21 mil 166 hectáreas que impulsan una producción superior a las 37 mil 047 toneladas. Con estas afluencias se obtienen recaudaciones superiores a los 457 millones 359 mil pesos.

fgmm