paz social
La Gran Alianza debe ser generosa para poder erradicar la violencia, restablecer la seguridad, crecer la economía y crear una pacífica revolución de la esperanza (Foto Cortesía)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- El coordinador del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Eduardo Orihuela Estefan, destacó que pese a los avances que informó la administración en los rubros de infraestructura para la seguridad pública y el incremento en el número de policías y patrullas, “la realidad en Michoacán no ha dejado de ser violenta”.

Al fijar la postura del tricolor en relación al Quinto Informe de gobierno que presentó el titular del Ejecutivo estatal, exigió resultados que garanticen paz y tranquilidad.

Retomó que según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), entre enero y agosto del presente año, en Michoacán se cometieron mil 930 homicidios, de los cuales mil 291 son dolosos, y en 290 casos las víctimas son mujeres, aunque sólo 14 casos se tipificado como feminicidios.

Pidió se esclarezca y se haga justicia por el reciente asesinato del expresidente municipal de Apatzingán, César Chávez. “No hay espacio para excusas o pretextos, los resultados son urgentes”, añadió.

Por: Sayra Casillas/SJS