restaurador, INAH, México
El profesor también fue titiritero (Foto: INAH)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Este domingo por la tarde el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) dio a conocer la muerte de Sergio Montero Alarcón, pionero de la restauración en México.

Montero Alarcón no estudió la Licenciatura en Restauración, porque él fue uno de sus fundadores, con lo que abrió el camino para que las siguientes generaciones la estudiaran.

El maestro estudió en sus años de alumno Artes Plásticas en La Esmeralda, y en Europa oriental aprendió los principios de la restauración, mismos que aplicó al patrimonio mexicano.

El maestro Sergio Montero fue desde armar el esqueleto de un mamut, preservar una escultura prehispánica de barro, atender colecciones de títeres, hasta coordinar proyectos de pintura mural, entre los que destacan la restauración de los murales costumbristas del siglo XIX plasmados en la antigua finca “La Moreña”, en La Barca, Jalisco, detalla el INAH en comunicado.
(Foto: DMC. INAH. Mauricio Marat)

Sergio Montero contribuyó a la formación de todas las generaciones de restauradores mexicanos y extranjeros que, a partir de 1966, comenzaron a prepararse en el entonces Centro de Investigación de Conservación del Patrimonio Artístico, “Paul Coremans”, transformado en 1968 en la ENCRyM. Es considerado por sus alumnos como uno de los grandes profesores.

El profesor también fue titiritero, lo que lo llevó en 1983 a restaurar una importante colección de títeres de la Compañía Rosete Aranda, acervo del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL).

Por: Redacción/R