Murdoc, Golden
Luego de noches de sufrimiento, el can pudo volver a descansar (Foto: captura de video)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com/Redacción).- La historia de Murdoc, un golden  retriever cautivó a las redes sociales, luego de que se difundiera su historia y el motivo por el cual no quería dormir durante el día y al caer la noche.

El can fue abandonado por sus primeros dueños en un refugio de animales, al ser rescatado por una nueva familia y tras llegar a su nuevo hogar, comenzó a vigilar la puerta del cuarto donde dormían sus amos y no quiso dormir ni un momento.

Luego de varios días, semanas de suscitarse esta constante, decidieron llevarlo al veterinario. A su llegada con el especialista, este les dijo que no había de nada de qué preocuparse, únicamente, que él debía dormir.

Por más que lo chiquearon, acurrucaron para que pudiera descansar, Murdoc regresaba a la puerta y se queda observando a la cama de los humanos.

Llegó el momento en que los dueños decidieron regresar al refugio para preguntar qué motivaba la actitud del perro.

Ahí, les explicaron que, quienes habían dejado en ese lugar a la mascota, lo habían dopado para llevarlo y posteriormente, desampararlo.

Luego de conocer la triste historia que había vivido el golden retriever, su nueva familia decidió colocarle una cama junto a la de ellos, para que con el tiempo, recobrara de nuevo la confianza en su familia y pudiese volver a dormir.

De esta manera, y tras unos días de este ejercicio, el perrito por fin pudo cerrar los ojos y durmió como hace mucho no lo hacía.

ljcr