Elementos de la Procuraduría General de Justicia del Estado se encargaron del levantamiento del cadáver (Foto ilustrativa)

Chilchota, Michoacán (MiMorelia.com/RED 113)-. La tarde del pasado martes un pequeño de tan sólo cuatro años de edad falleció ahogado luego de que cayera de manera accidental a un estanque con agua, ubicado dentro de la vivienda de sus abuelos.

Los familiares al darse cuenta de la situación de inmediato solicitaron el apoyo de unos paramédicos sin que estos pudieran hacer algo por el menor.

Los hechos ocurrieron durante la tarde del pasado martes cuando el infante fue encontrado flotando en el agua, por lo que de inmediato sus parientes lo sacaron del agua y pidieron el apoyo de la Policía Michoacán.

Minutos más tarde arribaron los socorristas de la Cruz Roja hasta la finca ubicada sobre la carretera Morelia-Zamora, en las inmediaciones del crucero de la comunidad de San Juan Carapan, en este municipio de Chilchota.

Los paramédicos realizaron maniobras de Reanimación Cardio-Pulmonar (RCP), sin embargo sus esfuerzos fueron en vano y determinaron el deceso del pequeño Sergio; posteriormente las autoridades de la Fiscalía Regional acudieron para emprender las diligencias de ley, según se supo la cobertura periodística.