ley de ingresos
Se aprobó el calendario de trabajo, para el desarrollo de los trabajos de estudio, análisis y dictamen de las iniciativas de Ley de Ingresos Municipales (Foto Cortesía)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- En apoyo a los michoacanos, ante la contingencia sanitaria que hoy se vive y las afectaciones que en materia económica se han generado, para el ejercicio fiscal 2021, en Michoacán no habrá incrementos que lastimen la economía de las familias, afirmó el presidente de la Comisión de Programación, Presupuesto y Cuenta Pública en la LXXIV Legislatura en el Congreso del Estado, Norberto Antonio Martínez Soto.

Durante la reunión de Comisiones Unidas, de Programación, Presupuesto y Cuenta Pública, con la de Hacienda y Deuda Pública, se acordó el calendario para iniciar con la revisión de las iniciativas de Leyes de Ingresos Municipales para el ejercicio fiscal 2021, así como no avalar incrementos que afecten a la población.

En la reunión se aprobó el calendario de trabajo, para el desarrollo de los trabajos de estudio, análisis y dictamen de las iniciativas de Ley de Ingresos Municipales, para el ejercicio fiscal del año 2021, así como los criterios generales para su dictamen.

En ese sentido, Tony Martínez explicó que, se acordó que no habrá aumentos en los cobros de servicios, por arriba del 3 por ciento y solo se analizarán los incrementos en casos del servicio de agua y de giros rojos, priorizando no afectar la economía de los sectores más vulnerables.

Mientras que en el caso del predial se prevé un aumento de una UMA como máximo, es decir de 86.88 pesos, pero será solo para aquellos municipios que lo solicitaron. En el caso de las licencias de funcionamiento “giros rojos”, en apoyo a los pequeños y medianos comercios, el tope máximo será de dos UMAS.

Dejó claro que solo será en aquellos casos, en donde los municipios han solicitado un incremento se hará, en términos generales de un 3% por ciento que representa la inflación acumulada.

Tony Martínez señaló que en comisiones se será sensible con la crisis económica que vive nuestro estado, derivado de la contingencia sanitaria por el Covid-19, por lo que se revisará las iniciativas y las que contengan incrementos desproporcionados no se avalarán y se ajustarán, con el objetivo de cuidar a la población y en especial, a los más vulnerables.

“Tenemos claro que la población en general se ha visto afectada esta crisis de salud, humanitaria y económica, así como la mayoría de los giros en servicio están en quiebra, por lo que revisaremos puntualmente, ya que está muy complicada situación que viven y vamos a ser solidarios”.
“Seremos sensibles ante el aumento de la inflación y del costo y servicios, tomaremos en cuenta todo, más porque existe un déficit fiscal, pues se está dejando de pagar impuestos porque no hay actividad económica, por lo que no se puede permitir incrementos deliberados”.

En el caso del Impuesto Predial, se acordó considerar a petición de los municipios como máximo el incremento de 1 Unidad de Medida y Actualización para la cuota mínima del Impuesto Predial Urbano, Rústico y sobre adquisición de inmuebles.

En el caso del derecho por la prestación del Servicio de Agua Potable, se analizará la propuesta de cada municipio, cuidando los principios constitucionales que toda contribución debe tener, y también se priorizará no afectar al sectores populares y vulnerables.

Boletín/PO