restaurantes, Morelia, pérdidas
Los restauranteros tendrán que invertir alrededor de 8 mil 500 pesos para comprar material de protección para sus trabajadores (Foto Facebook: Cafe Chai Morelia)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- La pandemia del Covid-19 provocó que el sector restaurantero de Morelia registre hasta el momento una afectación económica de 4 mil 500 millones de pesos, además del cierre de 200 establecimientos y la pérdida de 2 mil fuentes de empleo, expuso el presidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (Canirac) en Michoacán, Alejandro Hernández Torres.

El dirigente aclaró que, aunque ya han operado a un 25% de su capacidad y hace unos días el gobierno estatal autorizó aumentar la atención al 50%, esto no significa que registren las mismas ventas, por lo que podría aumentar el número de establecimientos que cierren definitivamente, así como la pérdida de empleos.

“Hoy, aunque nos digan que podemos trabajar al 50 por ciento, no vendemos el 50% de lo que vendíamos antes, ni el 25%. Que en momentos ‘picos’ puedas ver un restaurante con capacidades al 50%, o un domingo que vendemos un poco más; pero es muy relativo decir que es igual capacidad y venta. Ahorita estamos vendiendo un 25%, casi un 30%; es muy complejo”, explicó.

El presidente de Canirac adelantó que además los restauranteros tendrán que hacer otra inversión de aproximadamente 8 mil 500 pesos para comprar equipo sanitario, como caretas o cubrebocas, para su personal, así como implementar los menús QR para evitar la propagación del virus.

Ante esta situación y en el marco de la nueva normalidad, el presidente de Canirac presentó el protocolo de «Reapertura Segura», con el cual los establecimientos de dicho sector han comenzado a operar, con el objetivo de cortar la cadena de contagios dentro de una unidad económica de alimentos, ya que esto podría provocar un cierre si se presenta un caso de coronavirus.

Te puede interesar:

Entre las medidas que implementan está el de sanitizar todos los espacios, el registro de temperatura, el no usar celulares dentro de los restaurantes, no saludarse de mano o beso entre el personal, colocar dispensadores de gel de alcohol de 70%, controlar los turnos, entre otras.

Asimismo, se tendrá un aforo limitado y distanciamiento físico con 1.5 metros entre las personas, se permitirán máximo 10 comensales por mesa y eliminarán elementos innecesarios como servilleteros.

Por: Josimar Lara/R