Silvano Aureoles, gobernador, Michoacán, Covid-19, pandemia, contingencia
El mandatario estatal explicó que como parte de esta medida se implementarán banderas de color rojo, amarillo, verde y blanco (Foto: cortesía)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- El gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, presentó el plan de la «nueva convivencia» en Michoacán, que inicia el lunes 1 de junio y que será «responsable y gradual», en la reapertura de las actividades económica y social.

En un video a través de sus redes sociales, el mandatario explica que del 1 al 30 de junio se abrirán espacios públicos, negocios y empresas al 25 por ciento de su capacidad; «por ejemplo, si un restaurante recibía 100 personas, en esta etapa solo podrá recibir 25».

(Foto: cortesía)

El titular del Poder Ejecutivo estatal comentó que la siguiente etapa será del 1 al 31 de julio, donde se podrán reabrir los espacios mencionados al 50 por ciento, y, posteriormente, en el mes de agosto, sería al 75 por ciento de su capacidad, porque «el objetivo es adaptarnos a una nueva convivencia, en la que todos seamos conscientes del riesgo y debamos cuidarnos».

Debido a que el avance de contagios y fallecimientos es distinto en los 113 municipios de Michoacán, Silvano Aureoles indicó que se informará por regiones, en donde se dará el seguimiento de la Secretaría de Salud del estado, y personal de las ocho jurisdicciones sanitarias en la entidad evaluarán los municipios para medir el riesgo de contagios, con lo que se definirá si «avanzan en la apertura de sus espacios públicos y comerciales, o si tienen que esperar; en algunos casos de ser necesario volver a cerrar».

El mandatario estatal explicó que como parte de esta medida también se implementarán banderas de color rojo, amarillo, verde y blanco.

La bandera roja significa que el municipio está en máximo riesgo de contagio, y las actividades comerciales prestarán servicio de manera intermitente a un 25 por ciento de su capacidad, es decir cuatro días serán de apertura y tres de aislamiento, solo habrá servicios esenciales, además de que se pedirá que la gente se quede en casa para evitar la propagación del virus, mencionó Aureoles Conejo.

La bandera amarilla significa que el municipio está en riesgo alto, por lo que las actividades comerciales reabriran de manera gradual, pero se pedirá a la población ser estrictos con sus medidas sanitarias para evitar pasar a la bandera roja y evitar los contagios de Covid-19.

Los municipios que tengan bandera verde significa que el riesgo es bajo, así que se ampliará el número de negocios y empresas abiertas pero con un cupo limitado al 75 por ciento de su capacidad para poder mantener las medidas sanitarias.

Aquellos municipios en los que se tenga bandera blanca, significa que el riesgo está controlado y estará sujeto a la evaluación permanente de casos diarios en los módulos de enfermedades respiratorias, detalló el gobernador Silvano Aureoles.

El titular del Poder Ejecutivo estatal subrayó que el lunes se mantiene la prohibición de reabrir gimnasios, antros, bares, lugares recreativos, así como la realización o celebración de eventos de deportivos, conciertos, eventos masivos, manifestaciones, marchas, fiestas patronales, jaripeos, bailes, ferias de las comunidades, fiestas, graduaciones escolares, así como eventos públicos y privados de más de 50 personas.

(Foto: .smartfit.com)

El gobernador recalcó que reabrir de forma gradual no significa que «todos podemos salir a la calle como antes lo hacíamos y en esta nueva convivencia será indispensable que cumplamos estrictamente las medidas sanitarias que ya conocemos».

Por ello, advirtió que en caso de ser necesario se volverá al confinamiento obligatorio, en caso de que los contagios continúan de manera elevada en la entidad.

Informó que todos los protocolos, lineamientos y guías para reabrir se pueden descargar en la plataforma del gobierno de Michoacán.

Hasta el corte del 29 de mayo, Michoacán registraba mil 910 casos de Covid-19 y 166 defunciones por el virus.

Por: Josimar Lara/SJS