CNTE Michoacán
a Ley de Educación fue aprobada el pasado 15 de mayo en el Día del Maestro (Foto: Guadalupe Martínez)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Un amparo colectivo con la integración de presidentes municipales es el que presentará la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), encabezado por Benjamín Hernández Gutiérrez, ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para echar abajo la Ley de Educación, una vez que ésta sea publicada en el Periódico Oficial al considerar que se violentan los derechos de los trabajadores por no considerarlos en la iniciativa.

Te puede interesar: Explica Madriz el ABC de la nueva Ley de Educación en Michoacán

En rueda de prensa el dirigente de la Sección XVIII democrática denominada «Poder de Base» insistió en que no aceptarán la Ley de Educación en Michoacán porque una vez analizado el documento encontraron varias violaciones para los maestros de la entidad, entre los más significativos, dijo, está el haber ignorado y excluido a los docentes del Sector Indígena par que por medio de una consulta propusieran sus planes y programas, pues la Constitución les da ese derecho legítimo como grupos vulnerables.

Hernández Gutiérrez recordó que históricamente el sector indígena es «golpeado» por las autoridades estatales no sólo en lo académico sino también en lo económico y en la infraestructura, por tanto no permitirán que de nueva cuenta este grupo quede fuera de una ley importante para la educación de Michoacán.

La principal exigencia del Comité Ejecutivo Seccional de la Sección XVIII de la CNTE es que se establezca en la iniciativa la conformación de una Subsecretaría al interior de la Secretaría de Educación (SEE) relacionada a atender todos los problemas del sector indígena, además del reconocimiento y validación de los programas de estudio alternativos que han fomentado en las escuelas ubicadas en las comunidades originarias, pues en su perspectiva no se debe fomentar la «imposición ni los viejos esquemas sociopolíticos» que sólo han generado pobreza, así como marginación en la entidad.

Consideró urgente que diputados locales atiendan las peticiones de la coordinadora, pues la nueva Ley de Educación no puede ser posible sin los maestros indígenas. Ante ello anticipó que los abogados de la CNTE, junto con la asesoría de litigantes constitucionalistas en materia laboral, ya trabajan en la elaboración del amparo colectivo que se presentará en los próximos días ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) en contra de la Ley de Educación en Michoacán, pues reiteró que no sólo se golpea al sector indígena, sino también a los niveles inicial, especial y los derechos de los trabajadores.

El amparo se presentará ante la justicia federal una vez que ésta sea publicada en el Periódico Oficial del Estado de Michoacán.

La Ley de Educación fue aprobada el pasado 15 de mayo en el Día del Maestro.

Hernández Gutiérrez expuso que en el amparo no sólo estarán integrados los maestros de la CNTE sino también se busca la solidaridad de los presidentes municipales que se ubican en las regiones indígenas a fin de que sean partícipes del amparo colectivo, por lo cual dijo que ya iniciaron las pláticas con algunos de los ediles para que se sumen a la petición de la Coordinadora.

«Aún no tenemos un número preciso de cuántos alcaldes podrían manifestarnos su apoyo, pero de entrada el edil de Zamora, Martín Samaguey Cárdenas, ya nos dio su aprobación», aseguró el dirigente.

Asimismo, añadió que también podrían sumarse los diputados que no estuvieron a favor de la aprobación de la Ley de Educación como los legisladores del Partido del Trabajo (PT).

En la rueda de prensa en las instalaciones principales de la CNTE, el profesor Pablo Bernabé Alejo, del Sector Indígena de la Sección XVIII, destacó que el objetivo del amparo es defender el derecho hacia el reconocimiento de los grupos étnicos en Michoacán, mismo que a la fecha no se ha dado, por lo cual hizo un llamado al diputado del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Antonio Madriz Estrada, para que se inicie un diálogo respetuoso con los maestros.

«Es necesario que en Michoacán exista una reestructuración de la educación indígena y que a su vez, exista por vez primera una Subsecretaría en la SEE, pues eso nos dará más elementos para seguir creciendo en las regiones y contar con mejores condiciones económicas y de infraestructura», recalcó.

Recordó que como Sector IX de la CNTE «Poder de Base» trabajan un proyecto alternativo de educación con siete líneas de formación relacionadas a la identidad cultural que los caracteriza, por tanto pidieron a los legisladores ser partícipes para garantizar una educación desde los pueblos y las comunidades.

Por: Guadalupe Martínez/rmr