Ambos animales fueron puestos en guarda y custodia de la UMA Zoológico Zoochilpan, en Chilpancigo

Acapulco, Guerrero (MiMorelia.com).- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), aseguró un Tigre de Bengala en completo estado de  maltrato, así como un ejemplar de Cocodrilo de río, de 1.60 metros de largo, encontrados en una casa habitación en el Puerto de Acapulco, Guerrero.

Durante un operativo de combe el tráfico ilegal de vida silvestre, y en coordinación con la Procuraduría General de la República (PGR), se encontró abandonado un ejemplar hembra de Tigre de Bengala (Panthera tigris) de aproximadamente 200 kilogramos de peso, en una jaula construida con reja metálica y malla ciclónica de 1.85 metros de largo por 2.30 metros de ancho y una altura de metro y medio.

En una segunda jaula construida con cuatro postes de madera y malla ciclónica, sobre una superficie de 1.50 m. de longitud por 2.30 m. de ancho y una altura de 1.50 m., con piso de cemento y provista de un pequeño estanque de agua, se encontró un ejemplar de Cocodrilo de río (Crocodylus acutus), de 1.60 metros de largo sin sexar

Con apoyo de médicos veterinarios de la Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre  (UMA) Zoológico Zoochilpan se atendió a los ejemplares y se verificó su estado de salud, así como el marcaje correspondiente, de acuerdo a lo que establece la Ley General de Vida Silvestre.

Durante la revisión de  los cuerpos de los ejemplares mediante el uso de un lector de microchips, no se les encontró dispositivo alguno de identificación ni algún otro tipo de marcaje, por lo que se desconoce su procedencia.

El Tigre de Bengala y el Cocodrilo fueron sedados y trasladados en jaulas especiales a la UMA Zoológico Zoochilpan, en la ciudad de Chilpancingo, donde quedaron en depósito para su guardia y custodia, a fin de recibir la atención médica y cuidados adecuados para su rehabilitación.