Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- Desde los inicios de la pandemia, el virus se ha comportado de manera particular con la población infantil. Se dijo, al respecto, que la mayoría son asintomáticos. Sin embargo, los grandes laboratorios del mundo se preparan con vacunas especializadas para atacar la Covid-19 en los niños.

En México se reportó el contagio de 364 menores de edad, de los cuales, 207 pertenecen a una población entre los 0 y los 5 años, según la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM).

Y, aunque los datos no son homogéneos, por discrepancia en la tasa de casos y el pronóstico entre los niños y los adultos mayores, las investigaciones siguen apuntando a que existe un significativo número de menores sin síntomas o con signos subclínicos que sorprenden a los científicos, tal y como lo afirmó Archives of Disease in Childhood. No obstante, el virus produce efectos en la salud mental, en especial, cuadros de ansiedad, depresión, autolesiones y suicidio, en los que por ejemplo EE. UU. alcanza 500 mil fallecidos. Las vacunas diseñadas para la población infantil están encabezadas por laboratorios como Pfizer, Moderna, AstraZeneca. Por su parte, Pfizer - BioNTech, anunció pruebas en 2.259 niños voluntarios entre 12 y 15 años. Entre tanto, Moderna y AstraZeneca indicaron que también están trabajando con voluntarios y que en los casos de los menores de 6 meses a 11 años se requiere una disminución de la dosis, aunque los estudios no iniciarán hasta el año 2022, tal como lo afirmó el director ejecutivo de Moderna, Stéphane Bancel. Como padres de familia y personas con vínculos cercanos a los menores de edad, bien sea sus congéneres, cuidadores o maestros, es mejor estar muy atentos en cuanto al cuidado de nuestros hijos. Las siguientes son algunas recomendaciones que vale la pena tener en cuenta: Mantener las manos limpias: sin bien es un asunto que se viene trabajando desde el inicio de la pandemia, los niños muchas veces las descuidan y, fácilmente, las llevan a la boca y a los ojos, por esta razón es importante que de manera autónoma aprendan a mantener sus manos limpias. Para ello, eduque a los menores con videos que muestren de manera didáctica el adecuado lavado de estas, hasta que se convierta en un hábito. Practicar el distanciamiento físico: reducir las distancias en los niños es algo complicado, ya que son sociables por naturaleza, y el juego conlleva acercarse al otro. En caso de optar por compartir espacios comunes, trate de estar mucho más atento, y cargue consigo antibacterial, además, haga uso de los tiempos de manera prudente, si está fuera de casa. Uso adecuado del tapabocas: para muchas personas el tapabocas se ha convertido en un accesorio cotidiano, y el mercado ha proporcionado ante estas demandas diseños de todas las formas y colores, sin embargo, no olvide el verdadero sentido de este, puesto que más que un llamativo objeto, es un elemento de protección, tanto para sí mismo, como para quienes lo rodean. El coronavirus no puede convertirse en un nuevo paisaje normalizado, ya que esto nos lleva a relajarnos en cuanto a las medidas de prevención y promoción. Lo ideal es recordarlas y aplicarlas de manera consciente. Cuidarse y cuidar a los demás puede salvar muchas vidas. No actuemos cuando sea tarde. Por: Alexánder Echeverry Ochoa/E