Los jóvenes cuentan con un “exceso” de información (Foto: pixabay.com)

Por: Guadalupe Martínez/@Guadalupemtzo

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).-El exceso de los aparatos tecnológicos y el mal uso de las redes sociales, son los principales problemas que se enfrentan las instituciones de educación Media Superior con los adolescentes, quienes los utilizan para mandar fotografías de su cuerpo o información que violenta la integridad de las mujeres, coincidieron funcionarios durante la firma del Modelo Conalep para la Igualdad de Género.

Durante el evento, que encabezó el director del Colegio Nacional de Educación Profesional Técnica (CONALEP), Francisco Salazar García, reconoció que esta situación los ha rebasado como titulares de instituciones del nivel Medio Superior, ya que hoy en día los jóvenes cuentan con un “exceso” de información que en muchas ocasiones en lugar de que les sea útil es todo lo contrario.

Por lo tanto, dijo que al interior de la institución educativa se generan estrategias para ayudar a los jóvenes a contar con una mejor información que no violente los derechos de ningún alumno, en especial de las mujeres, quienes son las principales víctimas de acoso cibernético, verbal, sexual o psicológico.

Adolescentes utilizan las redes para propagar información violenta o privada (Foto: pixabay.com)

Salazar García, informó que una vez firmado el Modelo con la Secretaría de Igualdad Sustantiva y Desarrollo de las Mujeres, se iniciará una serie de talleres para alumnos, docentes, personal administrativo y padres de familia en los 13 planteles del Colegio. La idea, dijo es que se inicie un proceso de concientización en los jóvenes sobre la cultura de igualdad y formación de la paz a fin de disminuir la violencia en contra de las féminas.

Por su parte la secretaria de Igualdad Sustantiva y Desarrollo de las Mujeres, Nuria Hernández Abarca, invitó a los jóvenes de este subsistema a tener cuidado y conocer los riesgos cuando deciden compartir una fotografía de su cuerpo para subirla a Internet toda vez que ciertas personas pueden utilizarlas como una forma de chantaje y hasta control.

“La obligación del Estado mexicano, es brindar ayuda a quienes han sido víctima de alguna violencia, somos los responsables de modificar esta realidad, pero también coadyuvar, sobre todo porque el 52 por ciento de la población en Michoacán, está representada por las mujeres”, reiteró la funcionaria.