El coordinador de los diputados del PAN en el Congreso del Estado dejó en claro que históricamente Michoacán ha sufrido la laceración de sus finanzas, a causa de los recursos que tiene que erogar para cubrir la nómina del magisterio (Foto: Cortesía)

Morelia, Michoacán (Boletín).- El diputado Javier Estrada Cárdenas, coordinador del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional (GPPAN), advirtió que el Gobierno de Michoacán ya no tendrá argumentos para solicitar nuevos endeudamientos, con el regreso de los servicios de educación básica al Gobierno Federal.

Señaló lo anterior una vez que el gobernador Silvano Aureoles Conejo anunció que su administración ha notificado al Gobierno Federal que da por terminados el Acuerdo Nacional para la Modernización de la Educación Básica -signado en 1992-, y el Convenio de Coordinación para la Conclusión del Proceso de Conciliación de las Plazas Transferidas -suscrito en el año 2014-.

“Es una buena medida, pues el traslado de la nómina magisterial hacia la Federación evitará que el Estado siga entrando en la dinámica del endeudamiento constante. Esta decisión podría ayudar en mucho a resolver los problemas financieros del Estado”, indicó.

El diputado del PAN recordó que desde Lázaro Cárdenas Batel, la Secretaría de Educación en el Estado (SEE) genera un déficit anual de cinco mil millones de pesos.

PO