El asunto fue dado a conocer por la defensa de la familia García (Foto: Archivo)

Por: Héctor Jiménez

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- La opción de interrumpir un embarazo que se dio en condiciones de violencia debe estar en manos de la joven afectada y las influencias religiosas del país no deben ir en contra de una decisión positiva en este sentido, expuso Patricia Chemor Ruiz, Secretaria General del Consejo Nacional de Población (CONAPO).

En su visita a la capital michoacana, la funcionaria federal fue cuestionada sobre si sería contraproducente dejar la opción de interrumpir el embarazo a los jóvenes afectados, tomando en cuenta las influencias religiosas que se tienen en un país como México. “Si les das información a los niños no tiene porqué ser contradictorio con la religión. Si una niña entre 10, 11, 12 o más de trece años es víctima de una violación en la que son cinco los que abusaron de ella, yo creo que tiene derecho a que ella y sus padres decidan si interrumpe el embarazo”, fue la respuesta de la funcionaria.

Durante la entrevista colectiva destacó que el Distrito Federal ha tenido avances positivos gracias la legalización de la interrupción del embarazo y que otros estados están previendo legislar en ese sentido, empero no debe perderse de vista que la interrupción legal del embarazo en los tres primeros meses de gestación es un derecho que se goza en todo el país bajo ciertas circunstancias.

En su artículo 146 el Código Penal del Estado de Michoacán señala que el aborto se puede llevar a cabo sin infringir la ley: “Dentro de las primeras doce semanas cuando el embarazo sea resultado de una violación, de una inseminación artificial no consentida, de una procreación asistida no   consentida   o   precaria   situación   económica” y cuando “de no provocarse el aborto, la mujer embarazada corre peligro de una afectación grave a la salud” o “el producto presente una malformación grave en su desarrollo, según dictamen médico”.

“La interrupción legal del embarazo en el Distrito Federal les ha resultado. Coahuila está pugnando porque se haga también una interrupción legal del embarazo, pero en todo nuestro país existe la interrupción legal del embarazo si existe una situación de violencia contra la niña”, comentó a este respecto Chemor Ruiz.

Sin embargo, detalló que las cifras de embarazos en adolescentes se elevan cuando los gobiernos no atienden estos problemas con información y, en ese sentido, el Distrito Federal ha tenido cifras alentadoras precisamente por la información que hace disponible a los jóvenes:

“Lo importante no es la interrupción del embarazo, lo importante es cómo hago para darle las herramientas y la información. El Distrito Federal es uno de los que más información da, pero Michoacán va por ese camino… que ellos cuenten con las herramientas para decidir en qué momento quieren, en qué momento pueden, en qué momento deciden y con quién tienen sus primeras relaciones sexuales es crucial para su curso de vida. Si ellos quieren comenzar a temprana edad, tiene los métodos de anticoncepción; si ellos no quieren comenzar a temprana edad, también lo decimos en los spots: no te dejes presionar y no presiones…”.