"En un principio la obra se adjudicaba a la propuesta más económica por eso se logró un ahorro de más de 30 millones de pesos" (Foto: Archivo)

Por: Josimar Lara/@josimar2188

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- El presidente del Comité Ejecutivo Nacional de la Asociación Mexicana de la industria de la construcción (Amic), Francisco Gallo Palmer, opinó que durante el primer año de la administración del gobierno municipal de Morelia, encabezado por Raúl Morón, se han podido eliminar viejas prácticas para la adjudicación de obras en el municipio, como es el caso de los «moches».

«Hemos sido testigos de que no se ha permitido que se vuelva a esos esquemas, hemos observado como de una manera transparente de han otorgado más de 270 obras en lo que va del año», destacó en entrevista con Mimorelia.com al finalizar el primer informe de gobierno.

En ese sentido, el dirigente nacional de Amic resaltó que la eliminación de estas malas prácticas para otorgar obra pública ha permitido generar un ahorro y que se invierta en más acciones de infraestructura.

«En un principio la obra se adjudicaba a la propuesta más económica por eso se logró un ahorro de más de 30 millones de pesos, que se está reinvirtiendo en obra pública, pero hoy a base de diálogo hemos coincidido de que no es la mejor oferta, sino debe ser una propuesta solvente», expuso.

El presidente nacional de Amic abundó que con esta administración municipal se les otorgó el 33 por ciento de las obras a empresa morelianas que son socias de la asociación, pero se hizo de igual manera con otras organizaciones locales.

Gallo Palmer mencionó que también en este primer año el gobierno municipal logró gestionar ante la Federación un presupuesto de mil 270 millones de pesos, «que no es poco, no existe otro municipio en la República mexicana que haya logrado tener esta gestoría tan exitosas».

CA

Compartir