hongo
Proyecto de un banco de germoplasma de especies nativas (Foto: RED 113)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- A más de tres mil metros de altura, los cerros Arákata y Patzákata mantienen cuatro especies de árboles nativos; son más de 500 hectáreas donde se pretende sea un área de conservación con un banco de germoplasma de las especies nativas, zona ecoturística y senderismo.

Para llegar a la cima, hubo que recorrer varios kilómetros de brecha lodosa, escabrosa, de cuestarriba y pasar varios falsetes; a más de tres mil metros de altura, el cambio del clima y de la vegetación era evidente; especies de pino, cedro, encino y pinabete u oyamel, nativas de esta región, árboles de gran altura y algunos con más de 140 años de edad.

La comitiva fue encabezada por Ricardo Luna García, secretario de Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Territorial (Semaccdet), así como Cosme Damián Bravo Bravo; J. Guadalupe García Rita y Feliciano Soto Toral, representante, secretario y tesorero, de Bienes Comunales, respectivamente.

(Foto: RED 113)

Enormes pinos de las especies psudostrobus, moctezuma y michoacana se confunden entre los pinabetes; muchos de ellos destrozados por los rayos, y muchos otros derribados por el viento y lluvia, que en el suelo se convierten en composta.

Es impresionante la variedad de hongos en el suelo y en algunos árboles, de diversos tamaños, colores y texturas, algunos comestibles y otros no. Pero si subir a la cima de la montaña fue una odisea, el descenso fue todo un reto, cada uno de los integrantes de la comitiva sufrió al menos tres caídas tras resbalar o trompicar en el empinado descenso, entre matorrales o huinumo, a la orilla de alguna cañada brincando o sorteando enormes troncos.

Plantearon las autoridades locales lo del banco de germoplasma, para ellos mismos seleccionar y reproducir las semillas de estas cuatro especies nativas; que la zona sea declarada Área Voluntaria Para la Conservación, con proyecto de ecoturismo y senderismo. Ver la factibilidad si la mariposa Monarca pudiese reproducirse en esta zona de pinabetes y su impacto ambiental.

(Foto: RED 113)

Por: RED 113/rmr