jirafas, zoo
Algunas especies son enviadas a centros de reproducción de institutos especializados con el ánimo de que puedan ser devueltas a su hábitat natural (Foto: Cynthia Arroyo)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- El director del zoológico de Morelia “Benito Juárez”, Josué Rangel Díaz, reportó el nacimiento de alrededor de 200 crías de diferentes especies, principalmente ajolotes, en lo que va de 2020. Para lo que resta de esta primavera esperan más, entre ellos, el de otra jirafa, flamencos, borregos, cabras, bisontes, cerdos.

Este espacio cumple 50 años el 30 de septiembre de este año. Alberga a la fecha poco más de dos mil ejemplares de más de 400 especies, y, más que ser un centro recreativo para chicos y grandes cumple con su función de incentivar la preservación de flora y fauna de distintas partes del mundo.

En entrevista exclusiva, el directivo compartió el nacimiento de más de un centenar de ajolotes, los cuales fueron donados para su conservación en el lago de Pátzcuaro; además de una jirafa, una yama, macacos, lémures, monos araña, víboras de cascabel, venados, y, siervos.

“No queremos tener en el zoológico tener miles de especies sino estudiarlas, conocerlas, saber cuáles son los mejores manejos bajo cuidado humano; enviárselos a los centros de reproducción que tienen los institutos especializados y esperar el momento en que las condiciones de su hábitat natural sean viables para que estas especies regresen”, dijo.

Por la contingencia sanitaria derivada de la pandemia del Covid-19, el Zoológico de Morelia actualmente no está abierto al público, sin embargo, continúan con normalidad las labores que se realizan directamente con los animales.

En temporada de Semana Santa y Pascua el zoo recibe en promedio a 5 mil visitantes diarios. En cualquier otra época del año la afluencia promedio es de 2 mil visitantes al día.

Rangel Díaz sostuvo que la falta de visitantes, propiciada por el confinamiento ciudadano para frenar los contagios de coronavirus, no ha propiciado un cambio de conducta marcado en los ejemplares, pues continúan con sus rutinas habituales.

(Fotos: Cynthia Arroyo)

“La responsabilidad más grande del zoo no es entretener, es generar conciencia en las personas sobre su interacción con el medio ambiente”: Josué Rangel Díaz, director del zoológico de Morelia “Benito Juárez”.

“Ellos tienen sus horas de enriquecimiento, de alimentación, de manejo, el tiempo para interactuar, para descansar e ir dormir, por eso no hemos visto cambios significativos, lo que sí hemos observado es que las especies que no se encuentran bajo nuestro resguardo, como por ejemplo, colibríes, pájaros carpinteros, pericos, tlacuaches, si tienen una estimulación positiva, regresan en mayor número, porque ven un sitio más tranquilo”, subrayó.

Por: Sayra Casillas/E