normal, Tiripetío, cierre
La población de Tiripetío denunció actos de vandalismo como secuestro de vehículos particulares, saqueo de camiones, venta de productos robados (Foto: archivo)

Morelia, Michoacán (MiMorelia.com).- El gobierno federal analiza el cierre definitivo de la Escuela Normal Rural Vasco de Quiroga ubicada en la tenencia de Tiripetío luego de que autoridades educativas del estado entregaran un diagnóstico integral de la institución así como de otras donde se forman docentes.

Así lo confirmó el titular de la Secretaría de Educación, Héctor Ayala Morales, al mencionar que sigue sobre la mesa la desaparición de las escuelas normales sobre todo la de Tiripetío, donde su población denunció actos de vandalismo como secuestro de vehículos particulares, saqueo de camiones, venta de productos robados y narcóticos dentro de las instalaciones.

“Para evitar una situación compleja o catástrofe es que se estudia el retiro de las normales y sabemos que vendrán manifestaciones de que eso es acabar con la educación pública, pero creo quien acaba con la educación es quien comete actos delictivos”.

El funcionario estatal apuntó que con la Secretaría de Gobernación, gobierno del estado y las secretarías de Educación federal y estatal se revisan factores sociales y económicos y el destino de la infraestructura, matrícula y plantilla docente que labora en los planteles.

Además de que, agregó, en el proceso de definición se escuchará la opinión de los maestros y padres de familia para llegar a un consenso donde incluso habría alternativas para mantener el funcionamiento del plantel como el regular a las escuelas normales para erradicar actividades delictivas.

“El análisis se inició en septiembre del año pasado con el diagnóstico que se entregó a la federación sobre problemas de ingreso, movilizaciones, actividades ilícitas de los alumnos que además solicitan manejar el presupuesto y tener injerencia para nombrar a los cuerpos directivos”.

Pese a ello consideró importante sostener el normalismo para la formación de docentes sin conductas que afecten la imagen del estado, del magisterio y de los estudiantes, a lo que señaló que el tema económico para este sector estará condicionado a los resultados y el servicio que brinden las instituciones.

Por: Aned Ayala/SJS